Redacción Médica
16 de agosto de 2018 | Actualizado: Jueves a las 12:25
Autonomías > C. Valenciana

El Govern controlará con un sistema que los gerentes de hospital no golfeen

Un sistema informático alertará de posibles casos de malversación de fondos públicos de los altos cargos directivos

Manuel Alcaraz Ramos, consejero de Transparencia, Responsabilidad Social, Participación y Cooperación.
El Govern controlará con un sistema que los gerentes de hospital no golfeen
Redacción
Jueves, 29 de diciembre de 2016, a las 13:40
Los altos cargos sanitarios de la Comunidad Valenciana, como es el caso de los gerentes de hospital, estarán vigilados por un sistema que alertará de cualquier exceso de gasto en el ejercicio de su función, al igual que lo hará para el resto de altos directivos públicos. Un sistema informático que prepara la Consejería de Transparencia de la región, la cual explica a Redacción Médica que el proyecto incluso ha contado con el beneplácito de Hervé Falciani, el popular activista contra la evasión fiscal. “Se lo enseñamos en una visita que hizo a Valencia y le pareció muy buena idea”, señalan fuentes del citado organismo.

Con una inversión de 150.000 euros para su desarrollo e implementación, su “programa piloto estará activo en el segundo semestre de 2017” y que tendrá su estreno oficial “en los primeros meses de 2018”. Además ya tiene nombre: Sistema de Alertas Tempranas (SAT), y cuenta con un equipo reforzado para su control, pues la plantilla se ha ampliado de tres a siete inspectores.

Las citadas fuentes comentan a este medio que las primeras reuniones ya se han producido, si bien los encuentros “a nivel de comisión empezarán en enero”. Todo ello destinado para que no se vuelvan a producir casos de corrupción con fondos públicos, que el sector sanitario de la región ha sufrido con el escándalo de, por ejemplo, las facturas irregulares del Hospital Provincial de Castellón. Allí se han detectado gastos por más de 20 millones de euros no justificados; del mismo modo, la Sindicatura de Cuentas ha encontrado graves deficiencias en la gestión del Hospital General de Valencia.