Redacción Médica
21 de septiembre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 19:50
Autonomías > Madrid

Ahora Madrid justifica la externalización en Salud por falta de personal

El Ayuntamiento defiende la licitación de dos nuevos proyectos ante la imposibilidad de contratar por la Ley Montoro

El concejal de Salud, Seguridad y Emergencias de Madrid, Javier Barbero.
Ahora Madrid justifica la externalización en Salud por falta de personal
Sergio López
Miércoles, 19 de julio de 2017, a las 12:20
El concejal de Salud, Seguridad y Emergencias de Madrid, Javier Barbero (Ahora Madrid), ha salido al paso de la polémica que la licitación de dos pliegos en materia de salud comunitaria ha generado en algunos sectores que apoyan a la coalición municipal, vinculada a Podemos. Según Barbero no se puede hablar de “privatización”, ya que los pliegos responden a proyectos nuevos, que no sustituyen el trabajo de los centros municipales de salud (CMS).
 
En un comunicado, el edil explica que los dos proyectos licitados -por 6,2 millones de euros-, el llamado ‘Servicio de Educación Social y Mediación Intercultural de Apoyo a la Salud Comunitaria’ y otro sobre ‘Intervención para la prevención y promoción de la salud en el cuidado de los malestares de la vida cotidiana’, responden a un enfoque novedoso que vincula Salud Pública con aspectos comunitarios y que el Ayuntamiento viene promocionando bajo el nombre de ‘Madrid, Ciudad de los Cuidados’. Por tanto, deben llevarse a cabo con nuevos efectivos.
 
“No son una ‘privatización de los CMS’, pues el trabajo a realizar en los dos pliegos licitados no comprende ninguna tarea que se viniese realizando por parte de los trabajadores de Madrid Salud”, señala Barbero. “Para su desarrollo necesitamos un personal del que no disponemos. No podemos llevarlo a cabo únicamente con las profesionales de Madrid Salud, que ya tienen una sobrecarga excepcional de trabajo”, añade.
 
En este punto el concejal reconoce que el servicio municipal de salud pública ha sufrido un retroceso de personal importante en los últimos 10 años, que cifra en un 14 por ciento (unos 1.122 trabajadores a día de hoy) y declara que el Ayuntamiento hace todo lo posible por revertir esta tendencia pero se ve muy limitado por la ‘Ley Montoro’ y la tasa de reposición. Unas normas que para el concejal buscan precisamente limitar la autonomía municipal y poner trabas a los proyectos que se llevan a cabo.
 
Esta misma ley es la razón, según Barbero, de que el Ayuntamiento no haya podido barajar una fórmula de gestión directa para estos dos nuevos proyectos, que se licitarán para un periodo de dos años, prorrogables por otros dos. Para el concejal, estas externalizaciones son “un mal menor”. En ese sentido, recuerda que el espíritu de su área ha sido, en lo posible, tender a la gestión pública –cita la contratación de más de 140 efectivos para el Samur y el rescate de la funeraria municipal–, de acuerdo con el programa de Ahora Madrid.