El cierre está en consonancia con la caída de actividad quirúrgica y asistencial



09 jul 2014. 19.40H
SE LEE EN 1 minuto
Redacción. Barcelona
La Consejería de Salud autonómica cerrará, durante los meses de julio y agosto, una media del 16 por ciento de las 13.072 camas de que disponen los hospitales de la comunidad autónoma, lo que supone un total de 2.091 menos, una cifra similar a la del año anterior.

Lo han revelado este miércoles el director del Servicio Catalán de la Salud (CatSalut), Josep Maria Padrosa, y el responsable del Área de Atención Sanitaria del CatSalut, Àlex Guarga, durante la presentación en rueda de presna del dispositivo de verano del sistema sanitario de Cataluña.

Ambos han insistido en que el cierre de camas “coincide con una tradicional caída de la actividad quirúrgica y de atención primaria en verano", cuando la actividad cae casi el 50 por ciento, y han subrayado que se volverán a abrir en octubre.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.