17 de octubre de 2017 | Actualizado: Lunes a las 21:50
Autonomías > Cataluña

Las pseudociencias ganan terreno en Cataluña gracias al 1-O

La suspensión del Pleno hasta después del referéndum bloquea que esta polémica cuestión llegue al Parlament

Antoni Comín, consejero de Salud, en el Parlament.
Las pseudociencias ganan terreno en Cataluña gracias al 1-O
Olga Rodríguez/ Juanma Fernández
Lunes, 18 de septiembre de 2017, a las 16:20
Los días 21 y 22 de octubre se celebra en Balaguer (Lleida) la 10ª feria de alimentación y salud organizada por los colectivos Slow Food, que promueve el consumo de productos ecológicos y de proximidad; y de Dolça Revolució, un proyecto liderado por el polémico Josep Pàmies, gurú que no duda en hacer apología de las pseudociencias a la vez que critica los tratamientos que cuentan con evidencia científica demostrada. Una cita por la que el consejero de Salud, Antoni Comín, no tendrá que rendir cuentas en el Parlament, ya que la Cámara no celebrará plenos hasta que pase el 1 de octubre, fecha del referéndum ilegal.

Imagen del cartel de la feria donde se indica la colaboración de ambas instituciones públicas.

La cuestión es que la feria cuenta con el amparo del citado consistorio municipal (cuyo regidor, Jordi Ignasi Vidal, pertenece a ERC) y de la Diputación de Lleida, a quienes Redacción Médica ha consultado sin obtener respuesta sobre el porqué del patrocinio público de este evento, que incluye recomendaciones pseudocientíficas tales como las posiciones antivacunas. Además, este medio ha consultado a la Consejería de Salud sobre la postura del Govern respecto a este tipo de actos que publicitan prácticas y tratamientos sin efecto y que, por tanto, resultan peligrosos para la salud pública, y tampoco ha obtenido respuesta.

Sin embargo, los patrocinios de esta feria no han pasado desapercibidos en el Parlament. El grupo de Ciudadanos iba a llevar al Pleno de esta semana, suspendido por la Mesa de Portavoces hasta que pase el inconstitucional 1-O,  una pregunta que ya está registrada sobre este acto “que pretende hacer Dolça Revolució acerca de tratar el cáncer con plantas”. El portavoz de Sanidad de la formación naranja, Jorge Soler, ha explicado que en la mencionada feria “se transmiten mensajes como que la diabetes y la hipertensión son crónicas por interés de la industria farmacéutica, llegando incluso a cuestionar la quimioterapia y la radioterapia”.

Por este motivo, Ciudadanos preguntará al consejero de Salud, Antoni Comín, sobre la financiación y apoyo a esta feria. Soler considera que “no puede haber pacientes oncológicos que caigan en manos de embaucadores”. “Este problema debe regularse, la Consejería debería levantar la voz”, ha subrayado el parlamentario. Sin embargo, la pregunta tendrá que llegar después del 1 de octubre, a pesar de ser un tema de actualidad que en los últimos días a Pàmies le ha valido, por ejemplo, ver cómo era 'expulsado' del Colegio de Arquitectos de Cataluña.