16 nov 2018 | Actualizado: 10:50

La Enfermería barcelonesa intensifica su formación en pseudociencias

La institución consigue el nivel 2 de acreditación en las Flores de Bach

Albert Tort, presidente del COIB.
La Enfermería barcelonesa intensifica su formación en pseudociencias
mié 18 abril 2018. 13.30H
Redacción
El Colegio de Enfermeras y Enfermeros de Barcelona (COIB) sigue apostando por la práctica y la enseñanza de las pseudociencias. Este mismo abril ha sido reconocido por el Centro Bach con el nivel 2 en la formación Flores de Bach. Con esta 'subida' de nivel, los colegiados podrán formase sobre el uso de las pseudoterapias florales, que carecen de base científica, desde una vertiente exclusivamente enfermera.

El COIB ha informado que el curso 2018-2019 ya incorporará la nueva oferta de terapias florales y complementarias que permite la acreditación del nivel 2. En esta segunda categoría, los enfermeros podrán profundizar los conocimientos adquiridos y mejorar la calidad de sus terapias.

Hasta la fecha, el Colegio ha impartido varios cursos de nivel 1 para sus colegiados y no colegiados en los que se aplicaban este tipo de terapias para mejorar la salud de los enfermos. Algunos de ellos como 'Oligoterapia: introducción y aplicación en la práctica de enfermería' y 'Aprender a gestionar el estrés con sofrología'. Es necesario destacar que estas clases no son gratuitas y que para las personas externas al COIB que quieran aprenderlas pueden suponer un desembolso de más de 100 euros por unos cuantos días de asistencia.

Acreditados por el Centre Bach

Además, el COIB está acreditado desde 2015 por el Centro Bach, que ofrece las nociones necesarias a los colegiados para que puedan impartir los cursos según los programas de formación y organización que ellos mismos han desarrollado. Lo curioso de esta 'acreditación' que el Colegio enfermero destaca es que viene asentada sobre una teoría que carece de toda evidencia científica.

Las conocidas como Flores de Bach son "un conjunto de 38 preparados artesanales no farmacológicos, elaborados a partir de una maceración en agua de flores maduras de diversas especies vegetales silvestres o naturalizadas de la región de Gales y la Inglaterra contigua, diluida en brandy (destilado del vino, usado como medio conservante) destinado a aliviar desequilibrios psicoemocionales", según explica el Grupo de Investigación en Comunicación Científica.

Los principios de preparación de estos remedios son similares a los de la homeopatía, aunque su preparación se basa en diluciones más bajas. Los estudios han demostrado la ausencia de principios activos en las plantas usadas y, por tanto, su capacidad de producir efectos resulta nula. Por otro lado, estos preparados contienen una proporción importante de alcohol, que se usa como conservante y que puede contribuir a cierto efecto placebo.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.