Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 08:50
Autonomías > Cataluña

La ciencia sanitaria separatista se anima entre "pesadillas con Ciudadanos"

'Científicos por la República' de la Asamblea Nacional Catalana (ANC) entran en campaña

Jordi Sánchez, presidente de la Asamblea Nacional Catalana.
La ciencia sanitaria separatista se anima entre "pesadillas con Ciudadanos"
Redacción
Viernes, 15 de diciembre de 2017, a las 16:20
“Tengo pesadillas con Ciudadanos, las universidades deberían estar cada día en pie de guerra en el calle. Cada día nos prohiben, cada día nos sancionan, ¿estamos en Cataluña o en Corea del Norte?”. Estas han sido las palabras pronunciadas por una bióloga de la Agencia Catalana de Salud en un acto organizado por Científicos por la República de la Asamblea Nacional Catalana (ANC) en Barcelona.

España es un país agrícola que se dedica a la caza y a atraer a jubilados” o “los científicos españoles también se separarían de España si pudieran” son algunas de las perlas que se han pronunciado durante la jornada tal como recoge El Confidencial.

El acto ha sido una constante reivindicación de Cataluña como ese paraíso donde todo científico desearía trabajar, mientras que se ha dado la imagen de que España es un estado franquista y “que no se puede reformar”.

Roderic Guigó, catedrático de Genética del Departamento de Ciencias Experimentales y de la Salud de la Universidad Pompeu Fabra y uno de los investigadores más prestigiosos en el ámbito de la genómica se ha despachado con declaraciones como la que sigue: “Ante la ilusión de un país nuevo está la oscuridad del Estado español y la vulneración de los derechos humanos”.

El Icrea catalán, imposible de imitar por el resto de España

Los Científicos por la República también han sacado pecho por la Institución Catalana de Investigación y Estudios Avanzados (Icrea). “Es un centro de altísimo nivel, ha salido muy bien porque los catalanes, como aquí no nos dan nada, hemos aprendido a buscarnos la vida. Cada investigador genera 288.000 euros al año. Esto se intentó replicar en Madrid y el fracaso fue total. En el País Vasco salió a medias”, ha señalado uno de los ponentes.

Cerca de mil científicos e investigadores catalanes apoyan las tesis de este colectivo de la ANC creado en 2015, según la propia entidad.