24 de octubre de 2017 | Actualizado: Martes a las 11:30
Autonomías > Cataluña

“Enfermería tiene tareas a desarrollar como para no invadir competencias”

El sindicato médico de Cataluña ha reiterado su posición contra el decreto catalán de prescripción enfermera

Josep Maria Puig, secretario general del sindicato Metges de Catalunya.
“Enfermería tiene tareas a desarrollar como para no invadir competencias”
Redacción
Viernes, 11 de agosto de 2017, a las 14:05
Metges de Catalunya (MC) ha reiterado su posición crítica ante el proyecto de decreto catalán que pretende regular las condiciones de la indicación, el uso y la autorización de la dispensación de medicamentos y productos sanitarios por parte del colectivo enfermero. Lo ha hecho a través del portal de participación ciudadana de la Generalitat, donde el Gobierno ha publicado la memoria preliminar del futuro decreto de prescripción enfermera, para dejar claro que el colectivo de Enfermería “tiene muchas tareas a desarrollar, especialmente en la Atención Primaria, sin necesidad de invadir competencias médicas para las cuales no está formado”.

El sindicato insiste en que la indicación de cualquier medicamento, esté o no sujeto a prescripción médica, requiere siempre de un diagnóstico previo y, en este sentido, subraya que el acto de diagnosticar recae en exclusiva sobre el médico, “el único profesional formado para este efecto”. En consecuencia, la organización mantiene que “sin diagnóstico no  puede haber prescripción, si se quiere garantizar la seguridad de los pacientes”.

Prescripción colaborativa

Respecto a la prescripción colaborativa, aquella que hace el enfermero en la atención, seguimiento y control de la evolución de patologías crónicas diagnosticadas y tratadas por el médico o en situaciones clínicas determinadas dentro de los términos de un protocolo establecido, MC se opone, puesto que considera que la atención al paciente “tiene que ser individualizada y adaptada en cada momento” del proceso terapéutico y “no puede quedar encasillada en un protocolo, sino que tiene que quedar supeditada al criterio médico”.

Sin embargo, dado que esta práctica está reconocida en la Ley de garantías y uso racional de los medicamentos y productos sanitarios, el sindicato pide que se respete "escrupulosamente el que establece esta legislación", con relación a la acreditación de enfermería por medio de cursos de formación específica reglada. Para Metges, esta acreditación no se puede hacer a todos los efectos para todo el colectivo enfermero, sino que se tienen que atribuir funciones personalizadas de acuerdo con el perfil y las capacidades individuales de cada profesional de Enfermería.

Además, reclama que la posible implantación de la prescripción colaborativa a los centros sanitarios se haga de manera progresiva y controlando sus resultados sobre la salud de los pacientes.   

Traspaso de funciones

También exige que, en el supuesto de que el ejecutivo catalán dé luz verde a los protocolos de traspaso de funciones entre profesionales, estos se adapten a la Ley de ordenación de las profesiones sanitarias (LOPS) que delimita “perfectamente” las atribuciones de los trabajadores de la salud, el trabajo en equipo y la delegación de competencias.

Finalmente, el sindicato se muestra favorable a la propuesta que Enfermería pueda indicar autónomamente productos sanitarios, siempre que quede registrado en la historia clínica a nombre  del enfermero y bajo su responsabilidad civil y profesional.