La gestión de las agendas y la jornada laboral ha sido clave para el entendimiento

Así es el acuerdo que ha puesto fin a la huelga de Primaria en Cantabria
Varias personas en la concentración de médicos de Atención Primaria convocada por el Sindicato Médico en la sede del Gobierno regional.


17 nov 2022. 16.20H
SE LEE EN 3 minutos
El Servicio Cántabro de Salud (SCS) y el Sindicato Médico han alcanzado un acuerdo para poner fin a la huelga que iniciaron los médicos de Atención Primaria el día 7 de noviembre. Algo que ha sido posible después de que la Consejería de Sanidad presentase una propuesta que conseguía salvar los obstáculos para el entendimiento: la jornada laboral ordinaria, la autocita y la gestión de las agendas.

En concreto, este acuerdo establece que la jornada ordinaria de un médico de Atención Primaria sea de 8:00 a 15:00 horas, es decir, 7 horas al día. En este sentido, y según ha podido saber Redacción Médica, se establece que es deber de la administración que los profesionales no tengan que prolongar esta jornada.

Además, la agenda de cada uno de los facultativos constará de un máximo de 35 pacientes, en la cual se contemplará todas las variantes de consulta. Así, la agenda médica constará de consultas presenciales, telefónicas, actos médicos administrativos y visitas domiciliarias. Además, constará de un espacio para la organización de la consulta, el descanso diario, y el periodo semanal destinado a las reuniones de equipo.

El día en el que haya la reunión de equipo, se disminuirán proporcionalmente las citas médicas. Gracias a esto, los médicos no tendrán más de 35 pacientes por agenda. De hecho, una vez agotadas las citas y habiendo llegado al máximo de la agenda, el exceso de la demanda, en el caso de que la hubiera, será la organización sanitaria la que definirá cómo se le da respuesta.

En ningún caso será responsabilidad del cuerpo médico una vez agotadas las agendas. De hecho, también contará con cuatro huecos a citar en el día para la atención del paciente indemorable, siendo deseable el triaje de dichas citas.


El 'paciente 36'


"Básicamente, el compromiso de la Administración es que hará llegar a las áreas de admisión las instrucciones de lo que hay que hacer con el 'paciente 36': sí se van a hacer protocolos que digan dónde va a ir, qué solución se le va a dar sin que recaiga esa responsabilidad en el médico que ya tiene su agenda cubierta con los 35", explicó el vicepresidente del Sindicato Médico, Santiago Raba.

"Lo que hemos negociado es que esas instrucciones ya estén vigentes el próximo lunes, que ya haya programa de absorción de demanda por encima de los existentes; el plazo que nosotros nos damos es que de aquí a fin de año ya estemos trabajando con esas agendas de 35", añadió.


El SCS, satisfecho


El Servicio Cántabro de Salud (SCS) ha mostrado su "satisfacción" por el acuerdo. El gerente, Rafael Sotoca, que ha sido quien ha encabezado las negociaciones desde que se convocó la huelga en representación de la Consejería de Sanidad, ha celebrado que el acuerdo que se va a firmar permitirá tener agendas "de calidad" y "accesibles, como la ciudadanía nos reclama".

Además, serán agendas "sin sobrecarga", que favorecen que los profesionales trabajen "de la mejor forma posible para atender a sus pacientes". De hecho, el asunto de las agendas ha sido uno de los principales escollos entre las partes a lo largo de la negociación, que finalmente ha quedado con un límite de 35 pacientes al día, como reclamaba el colectivo médico.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.