Una madre a un MIR: "Has sido amor puro con mi hija por cuidarla, calmarla"

La menor fue atendida con 40 de fiebre en el Hospital Pedro de Alcántara de Cáceres

Hospital San Pedro de Alcántara en Cáceres.
Una madre a un MIR: "Has sido amor puro con mi hija por cuidarla, calmarla"
lun 12 agosto 2019. 14.25H
En tiempos donde parece que Twitter solo es apto para el insulto y la descalificación, lo cierto es que también hay lugar para el agradecimiento. Así ha sido en el caso de una madre que ha aprovechado la red social para reconocer al Médico Interno Residente (MIR) del Hospital Pedro de Alcántara de Cáceres que atendió a su hija enferma. "Has sido amor puro por mi hija, por cuidarla, por calmarla", ha escrito. 


El MIR se llama Pablo, y se encuentra en su cuarto año de residencia en la especialidad de Medicina de Familia, tal como ha confirmado Irene Rodríguez en la misma red social. Según ha contado la madre de la paciente, su "hija enfermó hace una semana; concretamente, el 4 de agosto. Nos pilló de camino a nuestro destino vacacional. Fiebre muy alta, cercana a 40 °C, y dolor fuerte de cabeza".


La madre de Martina también ha agradecido la labor de la enfermera que les atendió, "una profesional de diez"


Ante esta situación, se puso "a buscar el servicio de Urgencias de un hospital público en Cáceres. Llamé antes a todos para saber cómo estaban de colapsadas las urgencias e ir al que lo estuviera menos. En el Hospital Pedro de Alcántara nos dijeron que acudiéramos rápidamente".

Nada más llegar, asegura que derivaron a su hija, de 14 años, al servicio de Pediatría. "No tardaron ni 30 minutos en atendernos desde que registraron la entrada. Nos atendió un pediatra, Pablo. Encantador. Le hizo un reconocimiento exhaustivo. Quería descartarlo todo. Martina había llegado al hospital con 39,4 grados y bastante débil", relata. 

"Estuvo con ella cerca de una hora. 'Para quedarnos más tranquilos', le dijo, 'vamos a hacerte un análisis de sangre. Como queremos bajar esa fiebre, vamos a ponerte una vía'", explica. A continuación "vino una enfermera encantadora (perdóname por no recordar tu nombre, creo que no nos lo dijiste) que la atendió exquisitamente. No le hizo daño y todas sus palabras fueron tranquilizadoras. Una profesional de diez".

"Cinco horas, dos análisis (sangre y orina) y dos chutes de analgésico intravenoso después (paracetamol y metamizol), nos fuimos al hotel con un diagnóstico: infección vírica. No fue gran cosa. Pero nos atendieron como si lo fuera", resume. La madre de Martina concluye la historia con un mensaje de agradecimiento: "Más allá de lo obvio (qué maravilla de sanidad pública tenemos), quiero dar las gracias al equipo de profesionales que atendió a mi hija en el servicio de urgencia pediátrica del hospital Pedro de Alcántara de Cáceres. Os quiero, admiro y respeto desde ese día".

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.