Redacción Médica
23 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 19:30
Política Sanitaria > Sanidad hoy

Oficial: La formación médica estará exenta de tributación

El BOE hace oficial el Real Decreto para que la formación de los sanitarios quede exenta de fiscalización

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro.
Oficial: La formación médica estará exenta de tributación
Redacción
Sábado, 30 de diciembre de 2017, a las 15:10
Ya es oficial. El Boletín Oficial del Estado (BOE) ha publicado este sábado el Decreto por el que se modifica el Reglamento del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) para, entre otras cuestiones, mantener exentas de tributación las transferencias de valor de la industria farmacéutica a profesionales sanitarios para su formación.

De este modo, la Administración ha modificado el artículo 44 del Reglamento dejando a la formación médica libre de tributación. En este sentido, dicho artículo establece que los gastos para "capacitación o reciclaje" de los trabajadores no se considerarán retribución a efectos de pago de impuestos, "incluso cuando su prestación efectiva se efectúe por otras personas o entidades especializadas".

En concreto, el RD aclara que “dentro de los gastos de estudio para la capacitación o reciclaje del personal que no constituyen retribución en especie, se encuentran también aquellos que son financiados por otras empresas o entidades distintas del empleador, siempre que dichas empresas o entidades comercialicen productos para los que resulte necesario disponer de una adecuada formación por parte del trabajador”.

En línea con la voluntad de aclarar lo que recoge la exposición de motivos, este artículo 44 incluye que “se entenderá que los estudios han sido dispuestos y financiados indirectamente por el empleador cuando se financien por otras empresas o entidades que comercialicen productos para los que resulte necesario disponer de una adecuada formación por parte del trabajador, siempre que el empleador autorice tal participación”.

“De esta forma, la formación recibida por los trabajadores tampoco tendrá la consideración de renta del trabajo en especie para estos últimos, aunque sea un tercero el que, por las razones apuntadas, financie la realización de tales estudios”, concluye el texto.

Promesa cumplida

El ‘culebrón’ de la fiscalización de la formación médica continuada comenzó en junio de 2016, cuando este periódico reveló que el Ministerio de Hacienda se planteaba su tributación. Desde entonces, el departamento que dirige Cristóbal Montoro ha estado sopesando esta posibilidad, que pareció convertirse en realidad con el dictamen de la Agencia Tributaria del pasado mes de mayo, momento en el que el Gobierno se comprometió con la Organización Médica Colegial a modificar el artículo. 

Con todo, la planteada reforma del IRPF y la publicación en el BOE del Real Decreto ponen fin a una polémica que, aunque estalló el año pasado, podría haberlo hecho mucho antes. José Luis Groba, presidente de Inspectores de Hacienda del Estado, ya advirtió de que, hasta ahora, se había hecho “la vista gorda” con la financiación de la formación médica, puesto que la interpretación desde el punto de vista fiscal no dejaba lugar a dudas de su tributación. De ahí que la reforma legal haya sido la solución más lógica y sencilla para poner fin a esta polémica.