21 nov 2018 | Actualizado: 18:40

Los facultativos cometen más errores ante pacientes impertinentes

Se estima que el 15 por ciento de las personas que acuden a las consultas tienen comportamientos disruptivos.

Los facultativos cometen más errores ante pacientes impertinentes
lun 21 marzo 2016. 17.00H
Redacción
Dos nuevos estudios elaborados por la Universidad de Rotterdam revelan que las conductas “disruptivas” de los pacientes influyen en la certeza del diagnóstico. Aunque las pruebas se hicieron ante actores, los resultados sugieren que los pacientes impertinentes distraen médicos de hacer su trabajo.

Para el estudio, los investigadores escenificaron la escena con pacientes "neutros" y también con pacientes perturbadores, pidiendo a los médicos que diagnostiquen sus dolencias. Según Donald Redelmeier, científico del Instituto de Ciencias Clínicas evaluativa en Toronto y revisor del estudio, este enfoque es "factible, ético y razonable".

En el primero de los estudios, en el que participaron 63 médicos de medicina de familia de Rotterdam, se descubrió que los facultativos “realizan un 42 por ciento más errores con pacientes disruptivos” mientras que con enfermos “neutrales” solo se cometian un 6 por ciento de errores. (Los médicos hicieron un mejor trabajo cuando tenían más tiempo para pensar en sus diagnósticos).

El otro estudio, que incluyó a 74 residentes de medicina interna, produjo resultados similares: en los casos de pacientes impertinentes, "los médicos tuvieron un 20 por ciento más errores en comparación con los pacientes difíciles neutrales".

"Los pacientes que se comportan de manera disruptiva, mostrando falta de respeto o la agresividad pueden inducir a sus médicos a cometer errores de diagnóstico", afirma Silvia Mamede, profesora asociada con el Instituto de Investigación Médica de Educación de Rotterdam en el Centro Médico Erasmus en los Países Bajos.

15 por ciento de pacientes "molestos"

“Se estima que un 15 por ciento de los pacientes tratados en los consultorios médicos son agresivos, irrespetuoso, demasiado exigente o desconfiados”, dijo Mamede, que explica que estos comportamientos provocan “reacciones emocionales” en el personal sanitario.

Según Mamede, los pacientes con conductas disruptivas distraen a los médicos para "capturar" su atención, evitando que se centren más en las condiciones médicas reales.

“No está claro si una peor atención con los pacientes disruptivos creará un círculo vicioso de aumento de las interrupciones y diagnósticos más imprecisos”, afirma Redelmeier, aunque apuntó un "bucle de retroalimentación negativa" como posibilidad. .

¿Qué se puede hacer?

"Los médicos deben estar capacitados para hacer frente a estos comportamientos disruptivos explícita y efectiva", dijo Mamede. "Un paciente agresivo se puede calmar. Un paciente que muestra la falta de confianza en su médico puede tener un comportamiento distinto hacia otro facultativo”, sugirió.

El estudio fue publicado en línea el 14 de marzo en la revista BMJ Quality & Safety.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.