Un estudio describe afecciones relacionadas con los brotes actuales que difieren de los anteriores focos

Identificados dos nuevos síntomas de la viruela del mono en recto y pene
Un investigador.


01 ago 2022. 10.40H
SE LEE EN 4 minutos
Un nuevo estudio, publicado en The BMJ, ha identificado importantes diferencias en los síntomas de la viruela del mono entre el brote actual y los anteriores en regiones endémicas. Los investigadores confían en que estos resultados ayudena los médicos a poder detectar antes las infecciones. 

Las conclusiones se basan en 197 casos de viruela del mono confirmados en un centro de enfermedades infecciosas de Londres (Reino Unido) entre mayo y julio de 2022. Algunos de los síntomas comunes que describen, como el dolor rectal y la hinchazón del pene (edema), difieren de los descritos en brotes anteriores.

Por ello, los investigadores recomiendan que los médicos consideren la posibilidad de una infección por viruela del mono en los pacientes que presenten estos síntomas. Y dicen que aquellos con infección confirmada con lesiones extensas en el pene o dolor rectal severo "deben ser considerados para una revisión continua o para ser tratados en el hospital".

Los 197 participantes en este estudio eran hombres (con una edad media de 38 años), de los cuales 196 se identificaron como homosexuales, bisexuales u otros hombres que tienen sexo con hombres. Todos los pacientes presentaban lesiones en la piel o en las membranas mucosas, con mayor frecuencia en los genitales o en la zona perianal.

La mayoría (86 por ciento) de los pacientes informó de una enfermedad sistémica (que afectaba a todo el cuerpo). Los síntomas sistémicos más comunes fueron fiebre (62 por ciento), inflamación de los ganglios linfáticos (58 por ciento) y dolores musculares (32 por ciento).

En contraste con los informes de casos existentes que sugieren que los síntomas sistémicos preceden a las lesiones cutáneas, el 38 por ciento de los pacientes desarrollaron síntomas sistémicos después de la aparición de las lesiones mucocutáneas, mientras que el 14 por ciento presentaron lesiones sin características sistémicas.

Un total de 71 pacientes refirieron dolor rectal, 33 dolor de garganta y 31 edema de pene, mientras que 27 tenían lesiones orales, 22 tenían una lesión solitaria y 9 tenían las amígdalas inflamadas.

Nuevos síntomas de la viruela del mono 


Los autores señalan que las lesiones solitarias y la inflamación de las amígdalas no se conocían previamente como características típicas de la infección por viruela del mono, y podrían confundirse con otras afecciones.

Algo más de un tercio (36 por ciento) de los participantes tenía también una infección por el VIH y el 32 por ciento de los que se sometieron a pruebas de detección de infecciones de transmisión sexual tenía una infección de transmisión sexual.

En total, 20 (10 por ciento) de los participantes fueron ingresados en el hospital para el tratamiento de los síntomas, en su mayoría dolor rectal e hinchazón del pene. Sin embargo, no se registraron muertes y ningún paciente requirió cuidados hospitalarios intensivos.

Solo un participante había viajado recientemente a una región endémica, lo que confirma la transmisión en curso dentro del Reino Unido, y solo una cuarta parte de los pacientes había tenido contacto conocido con alguien con infección confirmada por viruela del mono, lo que plantea la posibilidad de transmisión por parte de personas sin síntomas o con muy pocos.

Los autores reconocen algunas limitaciones, como el carácter observacional de los resultados, la posible variabilidad de los registros clínicos y el hecho de que los datos se limitan a un solo centro. Sin embargo, afirman que estos hallazgos confirman la actual transmisión comunitaria sin precedentes del virus de la viruela del mono entre homosexuales, bisexuales y otros hombres que tienen relaciones sexuales con hombres que se observa en el Reino Unido y en muchos otros países no endémicos.

"La comprensión de estos hallazgos tendrá importantes implicaciones para el rastreo de contactos, el asesoramiento en materia de salud pública y las medidas de aislamiento y control de la infección en curso", subrayan los investigadores, que piden que se siga estudiando para fundamentar las políticas de control y aislamiento de la infección y orientar el desarrollo de nuevos diagnósticos, tratamientos y medidas preventivas.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.