Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Miércoles a las 13:45
Política Sanitaria > Sanidad hoy

Toque de Hacienda a los hospitales: el gasto en hepatitis C crece un 25%

Si no se cuentan los nuevos antivirales, esta partida se habría incrementado solo un 2,1 por ciento.

El ministro de Hacienda y Administraciones Públicas en funciones, Cristóbal Montoro.
Toque de Hacienda a los hospitales: el gasto en hepatitis C crece un 25%
Redacción
Lunes, 29 de febrero de 2016, a las 18:20
El gasto sanitario de las comunidades autónomas se disparó en 2015 por los nuevos medicamentos orales de la hepatitis C, con un alto nivel de eficacia pero también muy caros, lo que ha hecho que la factura farmacéutica de los hospitales públicos haya crecido más de un 25 por ciento con respecto al año anterior.
Así se desprende de los primeros datos del gasto farmacéutico hospitalario del Sistema Nacional de Salud (SNS) remitidos por las comunidades autónomas al Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, que incluyen datos de facturación de junio a octubre del año pasado.
La reforma de la ley de financiación autonómica y de estabilidad presupuestaria, aprobada en mayo de 2015, incluía una modificación de la Ley General de Sanidad que obligaba a los Gobiernos autonómicos a informar periódicamente de lo que gastan en medicamentos y productos sanitarios, tanto los que adquieren con receta los pacientes en las farmacias como los que se usan en los hospitales.
De este modo, hasta octubre de 2015 el gasto devengado en productos farmacéuticos y sanitarios de las comunidades autónomas (sin incluir Ceuta y Melilla, que dependen del Ingesa) ascendía a 16.669 millones de euros, un 9,2 por ciento más de los 15.259 millones del mismo periodo del año anterior.
Retraso en el primer informe
La norma establecía que la primera remisión de datos mensuales relativa al ejercicio 2015 se produciría el 30 de junio e incluiría información de los primeros cinco meses del año. Sin embargo, el primer informe de Hacienda está fechado en febrero de este año e incluye datos de junio a octubre de 2015.
La mitad del gasto farmacéutico total acumulado hasta ese periodo (unos 8.170 millones) va destinado a pagar los productos farmacéuticos y sanitarios adquiridos con receta en oficinas de farmacia, que apenas creció un 1,6 por ciento con respecto a 2014. Además, las comunidades ya informan mensualmente de dicho gasto al Ministerio de Sanidad.
Sin embargo, el mayor aumento se experimenta en el gasto hospitalario, que se define como el derivado de medicamentos financiados con fondos públicos en hospitales y centros de atención sanitaria y sociosanitaria del Sistema Nacional de Salud (SNS), y del que hasta ahora se desconocían los datos.
Hasta octubre de 2015, las comunidades habían gastado 5.255 millones de euros, un 25,8 por ciento más de los 4.178 millones registrados en el mismo periodo de 2014.
Mil millones más en 2015
Este fuerte incremento está causado por los nuevos medicamentos para la hepatitis C que se comenzaron a administrar a finales de 2014 y, de forma más rutinaria, a partir de 2015, en especial tras la aprobación a finales de febrero del Plan Estratégico Nacional contra la enfermedad que preveía tratar a más de 52.000 pacientes con estos fármacos.
De hecho, los autores del informe han calculado el gasto de los hospitales públicos sin estos fármacos en 2014 y 2015 y, en ese caso, el gasto hospitalario sólo había crecido un 2,1 por ciento.
Sanidad negoció con los laboratorios farmacéuticos que comercializan los medicamentos una serie de mecanismos para abaratar su coste, como fórmulas de riesgo compartido o un techo de gasto de 727 millones de euros a pagar entre años; y el Ministerio de Hacienda ofreció a las comunidades autónomas un préstamo a 10 años para que su acceso pudiera ser inmediato.
Sin embargo, hasta diciembre del año pasado el Gobierno no aprobó en Consejo de Ministros habilitar una partida de hasta 1.000 millones de euros para formalizar dichos préstamos, lo que según la Plataforma de Afectados por la Hepatitis C (PLAFHC) ha propiciado que los tratamientos no se hayan administrado por igual en todas las comunidades autónomas.
Diferencias entre regiones
De hecho, los datos de Hacienda muestran diferencias por comunidades autónomas en lo que se refiere al aumento de la factura farmacéutica hospitalaria hasta octubre de 2015, con y sin los fármacos de la hepatitis C, lo que podría estar condicionado por el número de pacientes infectados o de un desigual acceso a estos fármacos.
Así, mientras que Madrid (37,5 por ciento), Baleares (33,5 por ciento) y Asturias (32,6 por ciento) es donde más crece el gasto en los diez primeros meses del año, en Extremadura (16,9 por ciento) o Navarra (19,6 por ciento) el gasto hospitalario creció la mitad, respecto al resto del estado
Además, excluyendo la hepatitis C se observa como hay algunas comunidades que incluso lograron reducir su factura hospitalaria, caso de Asturias (-5,3 por ciento), Castilla y León (-4,4 por ciento), Comunidad Valenciana (-4 por ciento) y Madrid (-2,6 por ciento). En Galicia y Baleares, en cambio, el gasto hospitalario creció igualmente un 15,3 y 12,5 por ciento, respectivamente.
El gasto de las mutualidades se dispara
Sin embargo, más llamativo es, si cabe, el caso de las mutualidades, donde el gasto hospitalario se disparó. De hecho, en octubre el de Muface creció un 79,2 por ciento, el de Mugeju más de un 60 por ciento, el de Ingesa un 11,8 por ciento y el de las Instituciones Penitenciarias del Estado más de un 14 por ciento.