Redacción Médica
19 de septiembre de 2018 | Actualizado: Martes a las 19:05
Política Sanitaria > Sanidad hoy

El 71% de los centros de AP ya emite recetas electrónicas interoperables

Nueve regiones pueden dispensar y generar prescripciones compatibles entre ellas, cinco desde este 2017

Centros de AP y farmacias que ya disponen de receta electrónica interoperable (Fuente: Ministerio de Sanidad).
El 71% de los centros de AP ya emite recetas electrónicas interoperables
Viernes, 27 de octubre de 2017, a las 09:00
La extensión de la receta interoperable electrónica avanza a buen ritmo en el conjunto de España, aunque todavía las regiones más pobladas no se han adherido a ella. A lo largo de 2017, unas cinco regiones han puesto en marcha y certificado sus sistemas  y ya pueden generar recetas electrónicas que se pueden dispensar en otras autonomías y efectuar las dispensaciones de prescripciones en otros territorios.
 

Las regiones más pobladas, como Andalucía, Cataluña y Madrid, siguen sin ser compatibles


En total, ya hay nueve comunidades autónomas con esta capacidad. Es decir, que el 53 por ciento de las regiones ya cuenta con la receta interoperable electrónica, según los últimos datos proporcionados por el Ministerio de Sanidad. Se trata de Aragón, Canarias, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana, Extremadura, Galicia, Navarra y La Rioja. En estos territorios, unos 8.819 centros de Atención Primaria y unas 9.410 farmacias ya pueden llevar a cabo este modelo de prescripción y dispensación.
 
De esta manera, el 71,87 por ciento de los centros de AP de España ya cuentan con esta capacidad, al igual que el 43,44 por ciento de las farmacias del territorio nacional. Sin embargo, las comunidades autónomas más pobladas siguen sin formar parte del club de la e-receta interoperable.
 
A pesar de que ya tienen proyectos piloto en marcha para sumarse a las citadas, Madrid, Cataluña, Andalucía, País Vasco, Asturias, Baleares, Cantabria y Murcia todavía no admiten la receta interoperable dentro de sus fronteras. A estas hay que sumar los territorios dependientes del Instituto Nacional de Gestión Sanitaria (Ceuta y Melilla) y las mutuas.
 
En este sentido, aunque no pone plazos, el Ministerio de Sanidad ha expresado en varias ocasiones su interés por que todo el mapa geográfico español sea interoperable en materia de recetas médicas.