Ángel Moral explica las repercusiones que tiene la mascarilla en estos pacientes

El efecto inesperado del Covid: bajan las urgencias por alergia primaveral


20 mar 2021. 09.55H
SE LEE EN 4 minutos
Había cierta estigmatización sobre el uso de las mascarillas en España. Por eso, aquellos pacientes que no las utilizaban cuando se los recomendaba su médico están viendo ahora una mejoría en sus problemas de salud. Es el caso, por ejemplo, de los alérgicos al polen, tal y como explica Ángel Moral, presidente del Comité de Aerobiología de la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (Seaic). 

El experto señalaa que los alergólogos llevan intentando desde hace años que los pacientes usaran mascarillas cuando realizaban actividades al aire libre actividades. Pero la mayoría no lo hacían por miedo a que alguien pensarar que estaba infectado.  Pero la llegada del coronavirus ha cambiado esa percepción y eso eso ha ayudado a los pacientes alérgicos al polen.

DIRECTO | Última hora y novedades sobre el coronavirus Covid-19

"La mascarilla atrapa partículas de hasta una micra y los pólenes que dan problemas alérgenos estarían entre 15 micras, las más pequeñas, y las 35/40 micras", señala el experto, que recalca que el SARS-CoV-2 es unas 100 veces más pequeños que estos pólenes. Después, se transmiten en aerosoles de tamaños más grandes pero que siguen siendo inferiores. 


"Los pacientes el año pasado tuvieron menos síntomas de rinits y asma"


Por eso, todas las mascarillas, tanto higiénicas como quirúrgicas y de protección serían protectoras para los pólenes. Moral explica que es importante es que estén bien puestas: con un buen sellado y que no permitan la entrada de los pólenes por los lados. En este sentido, las FFP2 serían las mejores.

"El año pasado vimos que en la primavera muchos de estos alérgicos se beneficiaron de la utilización de mascarillas porque se redujeron incluso las visitas de urgencia. Tuvieron menos síntomas de rinitis y asma, pero sin embargo se quejaron a nivel conjuntival. Tuvieron ojos enrojecidos y epífora porque las mascarillas no cumplían la protección de proteger esa parte del cuerpo", señala. 

"De alguna manera, la utilización va a beneficiar a los pacientes alérgicos a pólenes y en años venideros serán más habitual que sigan utillizándolas", pronostica el alergólogo. 

Habrá concentraciones desiguales según el punto de España


Para este año esperan lo mismo que lo vivido en 2020 en un país en el que la primavera será variable dependiendo de la región . “Las concentraciones más elevadas de pólenes de gramíneas se producen en el centro de la Península y en Extremadura”, ha asegurado el experto en una rueda de prensa en la que añadió que “los alérgicos a pólenes de gramíneas de Castilla-León, Castilla-La Mancha, Aragón y Madrid se enfrentarán a una primavera muy variada, que oscilará entre los 2.000 granos/m³ de Cuenca y los 7.000 granos/m³ de Toledo. Concretamente, en Aragón, se prevé una primavera leve, sin llegar a superar los 3.000 granos/m³"

"Por su parte, en Castilla-León, se espera una primavera moderada, con valores entre 3.000 y 4.000 granos/m³. En Castilla-La Mancha se prevé leve en Cuenca, Guadalajara y Albacete, mientras que se espera que sea moderada en Ciudad Real e intensa en Toledo”, añade el alergólogo.

El papel del cambio climático


A día de hoy, en España hay más de ocho millones de personas alérgicas a pólenes. Y el cambio climático no ayuda. "Ha aumentado el número de pacientes con alergia al polen y estos cada vez lo son a más pólenes", asegura.

Quienes ya tenían síntomas en primavera y ahora los tienen en invierno y en verano porque más. El cambio climático y la contaminación producida por el tráfico rodado es una de las causas. Señala que es hostil para las plantas, que modifican su metabolismo para subsistir en un ambiente nocivo y pruducen proteínas de estrés que están, sobre todo, en el polen.

Esa es la razón por la que es más agresivo en ciudades, sobre todo cerca de autopistas, que en el campo. Una razón más para utilizar mascarillas. 

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.