El estudio publicado en Radiology se llevó a cabo entre enero de 2009 y diciembre de 2013 con 2.953 participantes

La angiografía detecta gravedad en asintomáticos con esteatosis hepática
Angiografía coronaria por tomografía computarizada (TC).


29 sep 2021. 10.00H
SE LEE EN 3 minutos
POR CRISTIAN GALLEGOS
Una investigación realizada en los departamentos de Radiología y Cardiología del Hospital Zhongshan, de la Universidad Fudan e Instituto de Imágenes Médicas de Shanghai, China, ha evidenciado que los pacientes asintomáticos con esteatosis hepática tuvieron un peor pronóstico que aquellos sin esteatosis hepática en presencia de enfermedad arterial coronaria en la angiografía coronaria por tomografía computarizada (TC).

El estudio, publicado en la revista científica Radiology, además explica que que los pacientes que padecen esteatosis hepática, sin enfermedad de las arterias coronarias, podrían tener excelentes resultados clínicos. Sin embargo, se desconoce el valor pronóstico a largo plazo de la angiografía coronaria por TC (CCTA) en adultos asintomáticos con esteatosis hepática.

Entre enero de 2009 y diciembre de 2013, se inscribieron prospectivamente adultos asintomáticos consecutivos que se sometieron a evaluación CCTA y TC abdominal sin contraste.


Eventos cardiovasculares adversos 


Todos los participantes se dividieron en dos grupos: con esteatosis hepática y sin la patología según los resultados de la TC abdominal. El criterio de valoración principal fueron los eventos cardiovasculares adversos mayores, definidos como muerte cardíaca, accidente cerebrovascular, infarto de miocardio y angina que requirió hospitalización. Se utilizaron análisis de regresión de Cox multivariable y análisis de Kaplan-Meier para comparar las tasas de supervivencia.

Se incluyeron 1.013 participantes con esteatosis hepática y 1.940 participantes sin la patología que completaron el seguimiento (edad media, 66 años ± 10 [desviación estándar] [rango, 29-90 años]; 1.940 hombres). Durante una mediana de 7,2 años de seguimiento (rango intercuartílico, 6,3-8,1), se observaron eventos cardiovasculares adversos mayores en 96 de 1.013 participantes con esteatosis hepática (10 por ciento), mientras que 80 de 1.940 participantes, sin esteatosis hepática (4 por ciento), tenían eventos cardiovasculares adversos mayores.


Tasa de supervivencia 


En los participantes con una categoría 0 del ‘Sistema de Información y Datos de Enfermedades de las Arterias Coronarias (CAD-RADS)’, tanto los participantes con y sin esteatosis hepática tuvieron una tasa similar de supervivencia libre de eventos de 8,8 años (99.P = 0,77). En cuanto a los participantes con CAD-RADS categorías 1 o 2 o 3-5, la tasa de supervivencia libre de eventos a 8,8 años fue menor en los participantes con esteatosis hepática que en aquellos sin la patología (70,6 por ciento vs 85,2 por ciento, P <0,001; 51,4 por ciento vs 71,7 por ciento, p = 0,03, respectivamente).

El riesgo de eventos cardiovasculares adversos mayores fue mayor para los participantes con esteatosis hepática que para aquellos sin la enfermedad en las categorías CAD-RADS 1 y 2 (razón de riesgo ajustada = 2,3; IC del 95 por ciento: 1,4, 3,9; P <0,001) y las categorías CAD-RADS 3– 5 (HR ajustado = 2,1; IC del 95 por ciento: 1,2, 3,6; P= 0,006) pero no en el contexto de la categoría 0 de CAD-RADS (HR ajustada = 5,1; IC del 95 por ciento: 0,1, 398; p = 0,47).

En cuanto a las conclusiones, los participantes asintomáticos con esteatosis hepática tuvieron un peor pronóstico que aquellos sin la enfermedad en presencia de enfermedad arterial coronaria en la angiografía coronaria por TC, mientras que los participantes con esteatosis hepática y sin enfermedad arterial coronaria pueden tener excelentes resultados clínicos durante una mediana de seguimiento de 7,2 años.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.