Los psicólogos apuestan por cambios que impliquen el empoderamiento y la confianza en los trabajadores

Semana de 32h y salud mental | "No es cuestión de tiempo, sino de gestión"


16 mar 2021. 09.30H
SE LEE EN 4 minutos
El líder de Más País, Íñigo Errejón, aseguró en en el Congreso de los Diputados que "la cuarta ola va a ser la de la salud mental". "Y el estado debe adelantarse y debe hacerse cargo multiplicando los psicólogos en el sistema público", afirmó. Pero no es la única propuesta que tiene para una población que, según sus palabras, "no solo tiene fatiga emocional", sino que "está traumatizada". 

"La pandemia, el confinamiento y la crisis han causado un dolor psicológico enorme, que se ceba particularmente con los más humildes. El 65 por ciento de la población española tiene síntomas de ansiedad o cuadros depresivos", afirmaba entonces desde la tribuna. Para paliar ese cansancio, Errejón apuesta ahora por implantar una jornada laboral de 32 horas.


"La situación del Covid ha instalado un modelo de gestión al que no están habituadas las empresas y los líderes"


Sin embargo, los psicólogos consideran que "no es cuestión de tiempo, sino del modelo de gestión de recursos humanos de las empresas", tal y como afirma, Javier Cantera, psicólogo del trabajo. "Estamos viviendo una situación de Covid que, además de acelarar el teletrabajo, ha instalado un modelo de gestión al que no están habituadas las empresas y los líderes. Esto ha llevado a una mala gestión del tiempo de trabajo que ha llevado a mucha gente a padecir lo que los psicólogos llamamos el síndrome FOMO (del inglés fear of missing out)", explica.

Este síndrome implica que la gente sienta que debe estar siempre disponible, con lo cual alargan las jornadas de trabajo. "Lo que este problema requiere es un nuevo modelo de gestión de personas que pasa claramente por una visión del líder que confía en la gente, una política de empoderamiento (empowerment) y una política muy activa de apoyo emocional a los empleados", asegura este psicólogo, que considera que "cada vez es más importante que gestores de recursos humanos sepan de Psicología del Trabajo para estar a la altura de estos momentos tan difíciles". 

Por el contrario, "la reducción del tiempo de trabajo es ficticia en el sentido de que al final hay que conseguir los objetivos. No vale que teóricamente reduzcamos los tiempos de trabajo si no cambiamos la forma de gestionar esos tiempos. Por lo tanto, la postura habitual de los psicólogos es que no se trata de una medida política: es más profunda, de cambios de paradigmas de todos los temas de la gestión de las personas. Para mí eso es fundamental", asegura este profesional, que tacha la propuesta de Errejón de contar con una visión "demasiado naif". 


El teletrabajo 'sienta peor' en el sur de Europa


El también miembro de la División de la Psicología del Trabajo del Consejo Oficial de la Psicología explica que sería "muy interesante" llevar a cabo la Psicología científica en situaciones como esta. En su opinión, serviría para saber gestionar el no presencialismo, sobre todo a través del compromiso y no tanto en base al control. Esto beneficiaría que la gente sea autónoma; que tenga empowerment

Cantera recuerda una encuesta a 7.000 personas a nivel europeo. Con ella determinaron que el 35 por ciento de las personas que han teletrabajado sufren estrés o ansiead: el porcentaje aumentaba hasta un 52 por ciento en el caso de España. Además, el 43 se sentían cansadas y sin energías; el 36 se sentían solos o aislados; y el 52 trabajan más horas desde casa que desde la oficina. 

Hasta un 40 por ciento sentían la necesidad de estar disponibles en todo el momento y el 32 por ciento no podían separar su hogar de la oficina. El psicólogo recuerda que en España, como en Italia, el teletrabajo se lleva peor: la socialización es fundamental en estos países. "La gente del norte de Europa se relaciona mucho menos con sus compañeros fuera del trabajo. En el sur tenemos las cañas, el café, se organizan partidos.. Es mucho más importante para nosotros la relación social", concluye. 

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.