La exposición a ciertas sustancias químicas aumenta el riesgo de TDAH

El estudio ha analizado cómo afectan diferentes disruptores endocrinos a la aparición de esta enfermedad

La exposición a ciertas sustancias químicas aumenta el riesgo de TDAH
mié 16 septiembre 2020. 12.40H
La exposición a ciertos disruptores endocrinos (EDC), sustancias químicas capaces de alterar el sistema hormonal, se ha relacionado con un mayor riesgo de conductas asociadas al transtorno por déficit de atención e hiperatividad (TDAH). Esta es la principal conclusión de un análisis realizado en 205 adolescentes cuyos resultados se han publicado en la revista JAMA Network.

En concreto, la exposición a ciertos ftalatos (grupo de compuestos químicos principalmente empleados como plastificadores) se asoció con un mayor riesgo de comportamientos relacionados con el TDAH, siendo las asociaciones más fuertes para los ftalatos con actividad antiandrogénica.

Cada aumento de dos veces en las concentraciones de ftalatos antiandrogénicos medidos en muestras de orina tuvo un aumento del 34 por ciento en el riesgo relativo de TDAH. Esta exposición se relacionó específicamente con problemas de hiperactividad, mientras que los problemas de atención no se asociaron significativamente con este tipo de compuesto químico.


Otras exposiciones


Además, una mayor exposición a sustancias químicas en productos para el cuidado personal, medida en el análisis por la suma de ftalato de mono-n-butilo, ftalato de monohidroxibutilo, ftalato de monoetilo, ftalato de monoisobutilo y ftalato de monohidroxiisobutilo, se relacionó con un aumento del 25 por ciento en el riesgo de problemas de hiperactividad en la juventud, pero no en problemas de atención.

De manera similar, cada concentración dos veces mayor de diclorofenoles, que se encuentran comúnmente en los pesticidas, se relacionó con un aumento del 22 por ciento en el riesgo de hiperactividad en los adolescentes.

Solo dos tipos de EDC no mostraron una asociación significativa con los problemas de atención o hiperactividad en los jóvenes: los parabenos, que son conservantes que se utilizan a menudo en cosméticos y productos de cuidado personal; y bisfenoles, que se encuentran comúnmente en plásticos.


Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.