22 de septiembre de 2017 | Actualizado: Viernes a las 13:30
Empresas > Privada

La robótica se abre paso entre los médicos quirúrgicos

HM Hospitales organiza la primera jornada monográfica junto a la Academia Médico Quirúrgica Española

Juan Abarca Cidón, presidente de HM Hospitales; y Luis Ortiz, presidente de la Academia Médico Quirúrgica Española.
La robótica se abre paso entre los médicos quirúrgicos
Redacción
Martes, 28 de junio de 2016, a las 17:10
Por primera vez en su historia, la Academia Médico Quirúrgica Española ha celebrado una jornada en una institución privada. El acto se ha llevado a cabo en el Hospital Universitario HM Sanchinarro y fue inaugurado por Juan Abarca Cidón, presidente de HM Hospitales.

Durante su ponencia, José Luis Balibrea ha hablado sobre la evolución de la cirugía general, desde la máxima a la mínima invasión. “La cirugía robótica se ha desarrollado con unos resultados totalmente satisfactorios. Ahora hay que estudiar si tiene utilidad para el enfermo, el cirujano, el hospital y la industria”, dijo.

Cirugía mínimamente invasiva tiroidea

La primera mesa estuvo moderada por Yolanda Quijano, codirectora del Servicio de Cirugía General y Digestiva de HM Sanchinarro, y Eduardo Ferrero, del Hospital 12 de Octubre. En ella, Juan Alcalde, de la Clínica Universitaria Pamplona, destacó varias ventajas del uso del robot Da Vinci en la cirugía de tiroides, como una posición más cómoda del cirujano y la excelente visualización de la anatomía cervical.

Por su parte, Augusto García Villanueva, del Hospital Universitario Ramón y Cajal, señaló que la cirugía mínimamente invasiva en la patología tiroidea lleva un ritmo más lento y lanzó la pregunta de si son aplicables los criterios de la cirugía mínimamente invasiva en la cirugía tiroidea.

Patología hepática con abordaje mínimamente invasivo

Posteriormente, Manuel Marcello habló sobre cirugía hepática mínimamente invasiva e indicó que “uno de cada 100 pacientes que se somete a cirugía hepática por patología maligna lo hace con un abordaje laparoscópico”. En cuanto al desarrollo más lento de la cirugía laparoscópica pancreática, el experto dio varios motivos, como la localización anatómica del páncreas y la proximidad a estructuras vasculares complejas”.

Quijano afirmó que cualquier actualización en técnica quirúrgica debe conseguir alcanzar un objetivo terapéutico. Además, aseguró que cada vez se instauran más robots en España y en el resto del mundo, y por tanto se llevan a cabo más procedimientos por vía robótica por parte de todas las especialidades médicas.

En este sentido, aclaró que no es necesaria la formación en cirugía laparoscópica para poder utilizar el robot. “Podemos conseguir una situación de desarrollo técnico a través de la adquisición de capacidades adquiridas que podrían llevarnos a asumir determinados desafíos, pero todo cirujano tiene que realizar el tipo de abordaje en el que el riesgo sea el más bajo, ya sea cirugía abierta, laparoscópica o robótica”.

Cirugía esofagogástrica mínimamente invasiva

El siguiente debate fue sobre la cirugía mínimamente invasiva esofagogástrica con laparoscopia, a cargo de Carmelo Loinaz, del Hospital Universitario 12 de Octubre, o con cirugía robótica, que defendió Benedetto Ielpo, de HM Sanchinarro. Loinaz explicó que con el abordaje de patologías esofagogástricas con cirugía laparoscópica la mortalidad es menor que con la cirugía abierta, aunque todavía es pronto para sacar conclusiones.

Por su parte, Ielpo habló sobre un estudio comparativo efectuado en HM Sanchinarro, entre cirugía abierta y robótica en cirugía gástrica. En este artículo recientemente publicado, se ha comprobado que la segunda requiere más tiempo de intervención, pero se asocia a menor sangrado y menor estancia hospitalaria.

Quimioterapia hipertérmica intraperitoneal y cirugía mínimamente invasiva

La segunda mesa estuvo moderada por Emilio Vicente, director del Servicio de Cirugía General y Digestiva de HM Sanchinarro, y José Mª Ramia, del Hospital Universitario de Guadalajara. El primer tema a debatir fue entre Rafael Morales, del Hospital Universitario Son Espases, de Palma de Mallorca y Eduardo Díaz, de HM Sanchinarro, que expusieron sus opiniones sobre el abordaje de la carcitomatosis retroperitoneal.

El abordaje de esta patología consiste en la citorreducción quirúrgica para que no queden residuos tumorales visibles, y la quimioterapia hipertérmica intraperitoneal, para acabar con los residuos microscópicos no visibles. Díaz expuso que “todavía es necesario el avance de los métodos de estudio preoperatorios por imagen que permitan un adecuado desarrollo de la citorreducción por laparoscopia seguida de la quimioterapia hipertérmica intraperitoneal con seguridad. Creemos que, salvo en situaciones muy seleccionadas, la laparoscopia todavía no puede ofrecer absolutas garantías”. 

Cáncer colorrectal

La jornada terminó con la discusión sobre el tratamiento del cáncer colorrectal con cirugía laparoscópica o con cirugía robótica, que expusieron José Mª Fernández, del Hospital Universitario Fundación de Alcorcón, y Hipólito Durán, de HM Sanchinarro.

Fernández señaló que aunque la cirugía laparoscópica en esta patología es una intervención estandarizada, la tasa de implementación sigue siendo baja. Los resultados de los ensayos clínicos demuestran que la incidencia de complicaciones de la cirugía abierta y cirugía laparoscópica es muy similar.

Durán declaró que los resultados obtenidos en intervenciones de cáncer colorrectal con cirugía laparoscópica o robótica eran muy parecidos, pero la cirugía laparoscópica tiene varias limitaciones, como una maniobrabilidad reducida y la posibilidad de acceder al espacio pélvico inferior en enfermos varones con importante obesidad. La cirugía robótica desempeña en estos momentos un papel importante en el tratamiento de estos procesos, pero un problema, y es que el gasto es mayor.