20 de abril de 2018 | Actualizado: Viernes a las 19:30
Especialidades > Pediatría

La lactancia materna no influye en el desarrollo intelectual del bebé

Investigadores de la UNED analizaron los casos de 3.200 niños chinos

Los especialistas animan a los médicos a eliminar el estigma de la lactancia artificial.
La lactancia materna no influye en el desarrollo intelectual del bebé
Redacción
Martes, 12 de diciembre de 2017, a las 13:20
Durante años, múltiples campañas han pregonado los múltiples beneficios de la lactancia materna. Si bien es cierto que mejora el sistema inmunológico del bebé amantado y reduce el riesgo de padecer diabetes y obesidad, la lactancia no influye en el desarrollo intelectual del bebé.

Así lo determina un nuevo estudio de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), que ha descubierto que las ventajas intelectuales que habitualmente se han asociado a los efectos de la leche materna, podrían deberse a factores físicos, psicológicos o socioeconómicos.

Los investigadores señalan que estos errores del pasado se deben a que la gran mayoría de los tales estudios fueron diseñados sin tener en cuenta el sesgo de selección de datos. Para evitar esto, los especialistas han recurrido al Panel de Estudios de la Familia China para analizar los datos de más de 3.200 niños. El contexto cultural chino resultó ideal para esta investigación, ya que en este país la ventaja social y la lactancia materna no están relacionadas.

Los resultados del estudio mostraron que tanto en matemáticas como en lengua china, no había diferencias significativas entre los niños amamantados y los que consumieron leche artificial.

El papel de los padres, más importante que la propia lactancia

“Resultados como estos deberían llevar a los profesionales de la Medicina a matizar sus recomendaciones sobre alimentación infantil, tratando de eliminar el estigma que actualmente se asocia a la lactancia artificial”, han apuntado los autores del estudio.

Además, los investigadores han subrayado que el papel de los padres del niño y la educación que den es más importante en el desarrollo intelectual de los menores que el consumo de leche materna: “Estas madres (y padres) deben saber que la evidencia más reciente y metodológicamente más rigurosa sugiere que son ellas y su implicación en la crianza, más que su leche, las que tienen un impacto positivo y duradero en el bienestar de sus hijos”.