10 dic 2018 | Actualizado: 14:25

El perfil genético de la donante desvela qué leche es apta para cada bebé

Investigadores del Chuvi se afanan en identificarlos

José Ramón Fernández Lorenzo, jefe del Servicio de Pediatría del Complejo Hospitalario de Vigo.
El perfil genético de la donante desvela qué leche es apta para cada bebé
lun 19 diciembre 2016. 11.40H
@JavierBarbado
Los bancos de leche materna no se quedan en la mera donación de este precioso alimento para la salud del bebé. El análisis de su contenido proteínico y microbiológico advierte de qué muestras deben rechazarse y cuáles otras están indicada para cada nenonato.

Pero hay un paso cualitativo en esa capacidad discriminatoria de la leche materna almacenada: saber si resulta compatible desde el punto de vista biológico y genotípico.  

En dar con ese avance se afanan ahora investigadores del Complejo Hospitalario de Vigo (Chuvi) comandado por el jefe de su Servicio de Pediatría, José Ramón Fernández.

Este pediatra ha reconocido a Redacción Médica la esperanza que su equipo ha depositado en el estudio de los exosomas de la leche materna, así llamados por tratarse de vesículas que se encuentran en el espacio entre células y que sirven para identificar con precisión la información codificada que la madre transmite a su hijo más allá del componente meramente nutricional de la leche.

En este sentido, se sabe desde hace tiempo que el sistema inmune del bebé recibe anticuerpos de  la leche materna que lo protegen frente a una gran diversidad de potenciales infecciones.

“Ahora se trata de demostrarlo in vitro con un modelo celular primario humano, en concreto analizando los linfocitos en los diferentes tipos de leche materna”, ha añadido.

Pero más allá de constatar con el método científico qué clase de proteínas  y péptidos, localizadas en el ácido ribonucleico ‘micro-ARN’, en los exosomas de la leche materna, se transmite al bebé, el paso siguiente –ha insistido– consiste en dar con nuevos criterios de selección en los bancos de este alimento para personalizar su indicación a cada madre no lactante, de modo que el bebé reciba lo más parecido al material original de su progenitora biológica (que, por la razón que sea no puede proporcionárselo).

“Ya hacemos selección de las muestras, pero solo en función de criterios básicos como que la leche no sea adecuada por su contenido microbiológico o de grasas y proteínas; en el futuro esperamos seleccionar el alimento a partir del estudio proteómico e incluso genotípico que identifique qué leche es incompatible con cada neonato”, ha explicado.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.