En la Comisión de Sanidad también han pedido triplicar psicólogos para igualar la cobertura europea

Psicología lleva al Congreso la necesidad de un Plan Nacional del Suicidio


29 sep 2022. 12.10H
SE LEE EN 5 minutos
El Consejo para la Defensa de la Discapacidad y la Dependencia (CEDDD) ha llevado su preocupación por la situación de la salud mental al Congreso de los Diputados.

En una comparecencia ante la Comisión de Sanidad y Consumo en la que han participado la adjunta a Presidencia de CEDDD, Mar Ugarte, y el vicepresidente de su asociado Consejo General de la Psicología (COP), Fernando Chacón, la entidad ha reiterado su petición de un Plan Nacional de Prevención del Suicidio y ha solicitado una mayor inversión en salud mental.

En primer lugar, Mar Ugarte ha comenzado su exposición hablando de la transversalidad de CEDDD, entidad asociativa abierta y sin exclusiones a todas aquellas personas, asociaciones y entidades, empresas e instituciones que trabajan para la defensa, la mejora y la representación de la Discapacidad, la Dependencia y las Personas Mayores.

Acto seguido, ha trasladado la “profunda preocupación e inquietud” de la entidad por la situación que, según ha explicado, “a través de nuestras entidades de salud mental asociadas, nos trasladan que cada vez más ciudadanos están sufriendo en el ámbito de la salud mental, donde las personas con discapacidad y/o dependencia son uno de los colectivos más vulnerables”.

Ante la misma, ha planteado la necesidad de aumentar la inversión y la formación de los profesionales en el ámbito de la salud mental, así como de reforzarla en Atención Primaria; la urgencia de fomentar un modelo de atención comunitaria y protocolos para cuidar la salud mental en entornos laborales, y ha reiterado la antigua y recurrente demanda de CEDDD para la puesta en marcha de un Plan Nacional de Prevención del Suicidio. 

"Necesitamos que la atención del Parlamento a la salud mental se materialice en acciones"


Tras recordar que la media europea está en 18 psicólogos por cada 100.000 habitantes frente a los seis de España, la adjunta a Presidencia de CEDDD ha dado paso a la intervención de Fernando Chacón.

El vicepresidente del COP ha reclamado que “la atención y la visibilidad que el Parlamento está prestando a la salud mental, se materialice en acciones concretas, con una plasmación en la práctica y, también, presupuestaria”.

Chacón ha hecho una radiografía de la salud mental en España exponiendo que el 1,2 por ciento de la población española sufre psicosis, el 7,2 por ciento de los mayores de 75 años padece demencia, el 6,7 por ciento ansiedad, el 4,1 por ciento trastornos depresivos y que según la ENSE de 2017, el 10 por ciento de la población está diagnosticada de un problema mental o psicológico. Del mismo modo, el 27,4 por ciento de las pacientes de Atención Primaria presentan problemas psicológicos o mentales.

"España necesita un plan integral para la salud mental"


Al respecto, ha apuntado que “habría que triplicar el número de profesionales para ponernos al nivel de los países de nuestro entorno” y ha señalado “las largas listas de espera para ser atendidos en los Centros de Salud Mental y los largos periodos interconsultas” como las consecuencias inmediatas de este déficit.

Asimismo, ha añadido: “También se echan en falta los recursos comunitarios para la inserción social de los enfermos mentales graves y los programas de apoyo a las familias”. Al respecto, ha recordado también que España es el primer país del mundo en el índice de consumo por cada 1.000 habitantes de benzodiacepinas, según recoge el informe de 2021 de la Junta Internacional de Fiscalización de Estupefacientes (JIFE).

Fernando Chacón se ha sumado a la petición de un plan integral para la salud mental que, según el criterio del COP, “debería incluir al menos” programas preventivos dirigidos a la población general y a colectivos especialmente vulnerables que aumenten el nivel de información de la población sobre los trastornos mentales y los recursos disponibles en el SNS; más formación a los profesionales sanitarios y de los sistemas que atienden a colectivos especialmente vulnerables; incrementar los recursos humanos de psiquiatría, psicología clínica y enfermería; aumentar el número de centros especializados en problemáticas o colectivos específicos; conseguir una atención integral de las personas con trastornos mentales en todos los ámbitos: centros gerontológicos, centros sociales y centros educativos; mejorar la asistencia psicológica en las instituciones penitenciarias y en los centros de internamiento de menores infractores y mejorar la prevención de los riesgos laborales psicológicos y sociales.

“Es el momento de invertir en salud mental, y digo invertir, no gastar”, ha sentenciado Chacón al finalizar su intervención.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.