Redacción Médica
21 de julio de 2018 | Actualizado: Sábado a las 19:20
Política Sanitaria > Otras profesiones

El 49,5% de psicólogos se siente un fracaso

Según British Psychological Society, el 46 por ciento de los psicólogos del Servicio Salud Británico está deprimido

Jamie Hacker Hughes, presidente de BPS.
El 49,5% de psicólogos se siente un fracaso
Redacción
Sábado, 05 de marzo de 2016, a las 21:40
En una consulta de psicología puede que haya más de una persona deprimida: el psicólogo y el paciente. Así lo revela un estudio de la British Psychological Society (BPS) y New Savoy que apunta a que el 46 por ciento de los psicólogos del Servicio Salud Británico (NHS, por sus siglas en inglés) está deprimidos y que el 49,5 por ciento afirma sentirse “un fracaso”, según la encuesta realizada a 1.300 psicólogos.Los incidentes de acoso a los profesionales se han doblado desde 2014, lo que produce que los psicólogos experimenten más posibilidades de ‘quemarse’, de tener la moral baja y de presenten “preocupantes niveles de estrés y depresión”.

Esto a una situación laboral en la que se marcan objetivos cada vez más exigentes, según denuncia el 41 por ciento de los entrevistados, y ambientes de trabajo que favorecen el estrés y el ‘burnout’, según el 38 por ciento de los profesionales. “Guiarse sólo por objetivos ha sido una ruina para nuestras vidas”, se quejaba uno de los encuestados. Algunos de los problemas que más destacan los profesionales son un incremento en horas trabajadas y no pagadas, la excesiva carga administrativa y el hecho de no poder proveer terapias adecuadas debido a los recortes.

De hecho, la sociedad destaca que uno de los problemas radica en que el estrés reconocido por los profesionales ha crecido un 12 por ciento. Esto ha hecho que un cuarto de los encuestados consideren que tienen un problema psicológico crónico y que el 70 por ciento encuentren su trabajo estresante.

Acción urgente

Esta situación ha desembocado en que un grupo de asociaciones médicas y sociedades de psicología hayan firmado un manifiesto para hacer una llamada a la “acción urgente” con el objetivo de  revertir el problema. En él señalan que “aquellos servicios que cuentan con un personal en buenas condiciones serán más sostenibles y marcarán la diferencia positivamente hacia aquellos a los que están tratando”.

El documento apunta a los directivos como responsables de buen ánimo de sus subordinados y señala: “Necesitamos líderes, directores y gerentes que entiendan la naturaleza de este trabajo, que valoren la dedicación y la vocación del personal y que apoyen el bienestar de los trabajadores y la necesidad de la conciliación familiar”. Por eso los firmantes se comprometen a comenzar a trabajar en red para proponer soluciones.

Sobre la importancia de estas medidas se ha referido Jamie Hacker Hughes, presidente de BPS. “La salud y el bienestar en el trabajo son asuntos vitales sobre los que nosotros deberíamos estar especialmente preocupados”, ha señalado.