11 de diciembre de 2017 | Actualizado: Domingo a las 18:30
Especialidades > Oncología Médica

Avances hacia la detección del cáncer de páncreas con un análisis de sangre

Sería un gran paso en una enfermedad que se diagnostica en etapas avanzadas

El análisis de sangre permite una detección rápida y no invasiva.
Avances hacia la detección del cáncer de páncreas con un análisis de sangre
Redacción
Jueves, 13 de julio de 2017, a las 09:10
Un panel de biomarcadores recién identificado podría allanar el camino a una detección temprana y un mejor tratamiento para el cáncer de páncreas, según revela una nueva investigación de la Escuela de Medicina Perelman de la Universidad de Pensilvania, Estados Unidos.

Los biomarcadores sanguíneos, que se detallan en un artículo publicado este miércoles en Science Translational Medicine, detectaron correctamente el cáncer de páncreas en muestras de sangre de pacientes en diferentes etapas de su enfermedad.

La mayoría de los pacientes con cáncer de páncreas no se diagnostican hasta una etapa avanzada, más allá del punto en que sus tumores pueden ser extirpados quirúrgicamente. Un equipo dirigido por Ken Zaret, director del Instituto Penn de Medicina Regenerativa y profesor de Biología Celular y del Desarrollo de la Universidad de Pensilvania, y Gloria Petersen, de la Clínica Mayo, identificaron un par de biomarcadores que los médicos podrían utilizar pronto para descubrir la enfermedad antes.

"Partiendo de nuestro modelo celular que imita la progresión del cáncer pancreático humano, identificamos las proteínas liberadas, luego probamos y validamos un subconjunto de estas proteínas como posibles biomarcadores plasmáticos de este cáncer", afirma Zaret.

Los autores prevén que los proveedores de atención médica utilizarán los biomarcadores de detección temprana para evaluar su presencia y los niveles en sangre de pacientes con cáncer de páncreas y sangre extraída de individuos con alto riesgo de desarrollar cáncer de páncreas, incluyendo aquellos que tienen un pariente de primer grado con cáncer de páncreas, están genéticamente predispuestos a la enfermedad, o que presentan un inicio súbito de diabetes después de los 50 años.

Mejora drástica de las perspectivas

"La detección precoz del cáncer ha tenido una influencia crítica en la disminución del impacto de muchos tipos de cáncer, incluyendo cáncer de mama, colon y cervical. Una preocupación desde hace mucho tiempo ha sido que los pacientes con cáncer de páncreas a menudo no son diagnosticados hasta que es demasiado tarde para someterles a un tratamiento eficaz -dice Robert Vonderheide, director del Abramson Cancer Center de la Universidad de Pensilvania-. Tener una prueba de biomarcadores para esta enfermedad podría alterar drásticamente las perspectivas para estos pacientes".

El panel de biomarcadores, habilitado por el trabajo de descubrimiento del primer autor Jungsun Kim, investigador postdoctoral en el laboratorio de Zaret, se basa en un primer modelo de células humanas sobre la progresión del cáncer pancreático descrito por el laboratorio en 2013. Utilizaron la tecnología de células madre para crear una línea celular de un paciente con adenocarcinoma ductal pancreático avanzado.

La reprogramación genética de las células cancerosas humanas de fase tardía a un estado de células madre les permitió obligar a las células reprogramadas a progresar a un estado cancerígeno temprano, revelando biomarcadores sanguíneos secretados en etapa temprana de la enfermedad a lo largo del camino.

El mejor candidato a biomarcador, la trombospondina-2 plasmática (THBS2), se examinó en 746 muestras de cáncer y de plasma de control utilizando un ensayo de detección de proteínas comercialmente disponible y de bajo costo. El equipo encontró que los niveles sanguíneos de THBS2, combinados con los niveles de un biomarcador conocido de una etapa posterior llamado CA19-9, eran fiables para detectar la presencia de cáncer pancreático en pacientes.

El equipo refinó el ensayo con investigaciones independientes de muestras de plasma de pacientes con diferentes estadios de cáncer, de individuos con enfermedad pancreática benigna y de controles sanos, todos ellos obtenidos de Petersen, quien dirige el programa de recursos bioespecíficos para la investigación del páncreas en la Clínica Mayo.

"Los resultados positivos de concentraciones de THBS2 o CA19-9 en la sangre identificaron consistente y correctamente todas las etapas del cáncer -destaca Zaret-. Cabe destacar que las concentraciones de THBS2 combinadas con CA19-9 identificaron las primeras etapas mejor que cualquier otro método conocido". El panel de combinación también mejoró la capacidad de distinguir casos de cáncer de pancreatitis.