Una investigación afirma que el ejercicio de alta intensidad permite desarrollar una proteína vital para la memoria

Seis minutos de ciclismo intenso para retrasar el alzhéimer
El ejercicio físico permite luchar contra el deterioro cognitivo.


14 ene 2023. 13.20H
SE LEE EN 2 minutos
El deporte es una actividad esencial para llevar una vida sana, y recientemente la Universidad de British Columbia-Okanagan ha publicado un estudio para dar también motivos de su eficacia frente a las demencias. A través de tramos cortos de ejercicio intenso, la investigación sugiere que se puede llegar a proteger al cerebro del deterioro cognitivo, retrasando enfermedades como el alzhéimer, gracias a incrementar la creación de una proteína vital en el aprendizaje y la memoria.

Esta proteína, conocida como el factor neurotrófico derivado del cerebro (BDNF), es considerara por los autores del trabajo la base de diferentes efectos que protegen a las neuronas. La investigación analizó a 12 personas realizando un ayuno de 20 horas, ejercicio ligero de 90 minutos y ejercicio de alta intensidad, para comprobar la evolución de BDNF en estos distintos periodos.

El ayuno durante un total de 20 horas llegó a disminuir la glucosa y aumentó las cetonas, pero apenas se produjo ningún efecto sobre el BDNF. Por otra parte, el ejercicio prolongado (90 minutos) de ciclo de luz aumentó el BDNF derivado del plasma y el suero, independientemente de la alimentación o el ayuno, y pareció ser independiente de los cambios en el estrés de cizallamiento cerebral.

El ejercicio de alta intensidad aumenta el BDNF


Finalmente, donde se demostró un mayor cambio en la proteína fue cuando las 12 personas realizaron seis minutos de intervalos de ciclismo de alta intensidad. Se llegó a aumentar el BDNF circulante de cuatro a cinco veces más que el ciclo prolongado de baja intensidad, independientemente de la alimentación o el ayuno.

Una de las principales conclusiones que llegaron los investigadores es que en comparación con un día de ayuno con o sin ejercicio ligero prolongado, realizar ejercicio de alta intensidad es una fórmula mucho más eficaz para aumentar el BDNF en circulación.

Aunque se trata de una investigación que aporta datos relevantes, los autores afirman que aún se trata de un estudio abierto, y que con el paso del tiempo irán recopilando más información al respecto. Pese a ello, es una evidencia que el ejercicio físico también sirve de protección frente al deterioro cognitivo.
Las informaciones publicadas en Redacción Médica contienen afirmaciones, datos y declaraciones procedentes de instituciones oficiales y profesionales sanitarios. No obstante, ante cualquier duda relacionada con su salud, consulte con su especialista sanitario correspondiente.