18 de diciembre de 2017 | Actualizado: Lunes a las 20:50
Especialidades > Neurología

Confirmado el riesgo cerebral por abuso de anestesia en niños y embarazadas

La FDA confirma sus efectos negativos en animales de experimentación

Stephen Ostroff, máximo responsable de la Agencia Estadounidense del Medicamento.
Confirmado el riesgo cerebral por abuso de anestesia en niños y embarazadas
Redacción
Miércoles, 03 de mayo de 2017, a las 08:00
La Agencia del Medicamento estadounidense (FDA, por sus siglas en inglés) se ha hecho eco de los riesgos de algunos medicamentos anestésicos, en niños y embarazadas, que han sido descritos en los últimos años. El organismo ha incluido entre sus recomendaciones sobre estos fármacos, y también los de efecto sedante, una nueva advertencia sobre el riesgo de su exposición en los pacientes durante largos periodos de tiempo. Y, asimismo, ha informado de nuevos efectos secundarios descritos en su uso a largo plazo en animales.

Respecto a la advertencia, la Agencia en efecto reconoce que el uso de medicamentos durante un periodo de tiempo prolongado puede afectar de forma negativa al cerebro de los niños de menos de tres años. En cuanto a los efectos secundarios, hace referencia a estudios en los que, en efecto, se documenta daños generalizado en células nerviosas de animales de laboratorio de edades cortas.

Alteraciones cognitivas y de aprendizaje

Estas lesiones, según se ha observado, dan pie a alteraciones del comportamiento y de la capacidad de aprendizaje de los animales de experimentación. No obstante, la propia FDA se cuida de subrayar que, siempre que esté indicada la cirugía en niños y embarazadas desde el punto de vista médico, se recomienda llevarla a cabo y en modo alguno evitarla por esta serie de advertencias previas, que se deben considerar como una información de carácter preventivo.

Las novedades de la agencia estadounidense se han incluido en el documento “Fármacos anestésicos generales y de sedación: comunicado sobre seguridad del medicamento. Nuevas advertencias para niños pequeños y mujeres embarazadas”. “Padres, cuidadores y mujeres embarazadas deberían hablar con sus profesionales de salud si tienen cualquier duda o pregunta sobre el uso de la anestesia general y de los fármacos sedantes”, ha señalado.