El bloqueo de una interleuquina revierte la fibrosis pulmonar en ratones

La expresión de esta proteína está altamente regulada en esta afección

El bloqueo de una interleuquina revierte la fibrosis pulmonar en ratones
mié 25 septiembre 2019. 20.10H
Un equipo internacional de investigadores han demostrado que el bloqueo de la interleuquina-11 (IL-11) puede revertir la fibrosis pulmonar usando anticuerpos terapéuticos, según publican en la revista Science Translational Medicine.

La fibrosis pulmonar idiopática (FPI) es un tipo de enfermedad pulmonar que produce cicatrices en los pulmones, que empeora con el tiempo, lo que se vuelve difícil para las personas con la enfermedad simplemente respirar profundamente para obtener el oxígeno que necesitan.

Sin embargo, no está claro cuál es la causa de esta afección, y si bien hay dos tratamientos que pueden ayudar a disminuir la velocidad a la que progresa la FPI, actualmente no existe un tratamiento que pueda detener o revertir la cicatrización del pulmón.


Nuevo enfoque en el tratamiento de la fibrosis pulmonar


Ahora investigaciones recientes pueden estar allanando el camino hacia un nuevo enfoque para el tratamiento de la FPI. Miembros del grupo de Mecanismos de Enfermedades Cardiovasculares del London Institute of Medical Sciences (LMS) en colaboración con la Escuela de Medicina Duke-NUS y el Centro Nacional del Corazón, en Singapur, y el Instituto Nacional del Corazón y los Pulmones del Imperial College de Londres, han comprobado que el bloqueo de la interleuquina-11 con anticuerpos terapéuticos puede revertir la fibrosis en el pulmón.


El mismo grupo de investigación informó que también puede revertirse la fibrosis en el hígado


En 2013, Toby Maher, uno de los autores de este estudio, en colaboración con su colega Elizabeth Renzoni, descubrió de forma independiente que la expresión de IL-11 estaba altamente regulada en esta condición. De hecho, fue el más altamente expresado de todos los genes en los fibroblastos del pulmón, un tipo específico de célula estructural que es capaz de producir tejido cicatricial, obtenido de los pulmones de pacientes con FPI.

Sin embargo, en aquel entonces, la función de IL-11 no estaba clara, y no se mencionaba previamente a IL-11 en relación con esta enfermedad. No fue sino hasta 2017 que se descubrió la verdadera biología de IL-11. Solo entonces se hizo evidente cuán importante podría ser su regulación positiva en la fibrosis pulmonar, ya que IL-11 hace que los fibroblastos de pulmón se vuelvan altamente activos y destruyan el pulmón, lo que hace que cicatricen y no funcionen.


Potencial en el hígado


En este estudio, los equipos investigaron si los medicamentos llamados anticuerpos terapéuticos podrían revertir el proceso de fibrosis pulmonar, ya que se descubrió que la IL-11 es crucial para la progresión de la FPI. Usando ratones diseñados para imitar a pacientes que padecen la enfermedad pulmonar, se administraron anticuerpos diseñados para unirse a IL-11 y neutralizar su actividad.

Este tratamiento no solo disminuyó el daño de los pulmones en estos ratones, sino que también revirtió la fibrosis, destacando el potencial de IL-11 como un posible objetivo para el tratamiento de la FPI. Esto se suma a su potencial en el hígado, que fue informado por el mismo grupo a principios de este año para causar cicatrices en el hígado, que también podría revertirse con la terapia con anticuerpos.


Revertir la fibrosis


Stuart Cook, jefe del grupo Mecanismo de Enfermedades Cardiovasculares en el MRC LMS y autor principal de este estudio, explica que descubrieron "que este es un hallazgo notable ya que revertir la fibrosis es difícil de conseguir. Creemos que esto es prometedor para tratar enfermedades pulmonares fibróticas, como la FPI. Nuestro objetivo es probar nuestros anticuerpos en ensayos de seguridad humana para fines de 2020, y luego comenzar los ensayos clínicos con pacientes en 2021".

Toby Maher, presidente de la Fundación Británica del Pulmón en Investigación Respiratoria en NHLI, explica la importancia de esta investigación para los pacientes: "La insuficiencia respiratoria idiopática es una enfermedad terrible con una esperanza de vida no tratada de 3 años. Aunque tenemos tratamientos para retrasar la progresión de la enfermedad, necesitamos desesperadamente nuevas terapias para transformar genuinamente los resultados para las personas con FPI", añade.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.