Los expertos consideran "prudente" suprimir la cuarentena a contactos inmunizados con cobertura vacunal menor al 60%

Salud Pública pone fecha a cero hospitalizados Covid y fin de cuarentenas
UCI con un paciente Covid-19.


16 jun 2021. 12.50H
SE LEE EN 5 minutos
Germán Molina Romera, de la Unidad Docente de Medicina Preventiva y Salud Pública de Galicia; y Alfonso Alonso Jaquete, de la Unidad Docente de Medicina Preventiva y Salud Pública de Cantabria; han publicado un artículo en la Revista Española de Salud Pública bajo el título 'Pertinencia de las medidas no farmacológicas ante el avance de la vacunación' y difundido por el Ministerio de Sanidad. En el mismo señalan que en septiembre las hospitalizaciones por Covid-19 podrían ser prácticamente nulas y que para finales de verano, "si la pandemia no nos da más sorpresas, se podría empezar a pensar en una relajación total de las medidas, tanto las cuarentenas como las medidas no farmacológicas". 

Los expertos hacen alusión a la efectividad demostrada de la vacuna frente a enfermedad grave, así como la disminución de mortalidad. "Podría considerarse una relajación en las medidas actuales no farmacológicas de prevención (uso de mascarilla, distancia social) según el estado vacunal de los individuos y los factores de riesgo individuales", señalan.

"En una situación de contacto entre personas con pauta completa de vacunación existe un riesgo bajo que permite el poder tener un contacto más estrecho y sin mascarilla entre las personas", argumentan. Sin embargo, en las situaciones de encuentro entre personas vacunadas y no vacunadas," la valoración del riesgo debería de ser adaptada e individualizada", consideran en su publicación.

En todo caso, señalan los expertos, la necesidad de tomar medidas preventivas en estas situaciones dependerá del entorno donde se produzca el encuentro o  si se produce entre convivientes o grupo burbuja. También hay que tener en cuenta la presencia de factores de riesgo incluyendo edad avanzada. "Si un individuo vacunado se reúne con otros no vacunados sin factores de riesgo, el vacunado podría no utilizar la mascarilla debido a que tiene bajo riesgo de transmisión", advierten.

En lugares públicos donde no exista una limitación del número de contactos posibles, "podría no ser prudente la relajación de medidas en este momento y hasta que se alcance una cobertura vacunal suficiente en toda la población, o al menos en los mayores de 50 años", señalan. 

Plazos para suprimir la cuarentena por Covid


Desde su punto de vista, "con la evidencia disponible actualmente y la cobertura vacunal menor al 60 por ciento, podría ser
prudente suprimir la cuarentena en los contactos vacunados, manteniendo algún tipo de medida de control de transmisión como la realización de test diagnósticos", proponen.  Y es que el objetivo de la cuarentena de contactos es disminuir la transmisión del virus, por tanto, "hay que tener evidencia suficiente de que la vacuna puede sustituir en esta función a la cuarentena".

En este punto, los expertos hacen alusión al avance de otras variantes, lo que "podría afectar a la transmisión de la infección", por lo que es necesario "tener prudencia a la hora de modificar la estrategia hasta obtener más información sobre las mismas y poder analizar su evolución". Además, en situaciones de mayor vulnerabilidad, como las residencias de ancianos, los especialistas proponen adoptar una posición "conservadora" y mantener las cuarentenas como en los periodos previos a la vacunación. 

Cobertura vacunal para rebajar restricciones Covid


La inmunidad de rebaño, señalan, se suele situar alrededor del 60 por ciento, aunque habría que considerar también la eficacia de la vacuna. "Con una efectividad vacunal del 90 por ciento, el 10 por ciento de los vacunados no quedaría inmunizado. Por tanto, para una R0 (Número reproductivo básico) de 3 (situación de epidemia) sería necesario alcanzar una cobertura del 70 por ciento", ejemplifican.


"Si un individuo vacunado se reúne con otros no vacunados sin factores de riesgo, el vacunado podría no utilizar la mascarilla debido a que tiene bajo riesgo de transmisión"



En España, subrayan, se calcula que para agosto de 2021 alcanzaremos una cobertura del 70 por ciento. "En este escenario, las hospitalizaciones serían prácticamente cero a partir de Septiembre", pronostican los expertos. "Tal vez, a finales de verano, si la pandemia no nos da más sorpresas, se podría empezar a pensar en una relajación total de las medidas, tanto las cuarentenas como las medidas no farmacológicas", consideran.

Como conclusión, los expertos remarcan que en este momento "es necesario actuar con cautela para poder seguir controlando la transmisión de SARS-COV-2, pero también es prudente aliviar algunas medidas en entornos de vacunados no vulnerables". "El horizonte temporal para poder relajar del todo las medidas de cuarentena y no farmacológicas está muy próximo", sentencian.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.