Las guardias médicas 'duran' más de 24 horas: "El día después está perdido"

Una médico explica su rutina tras una guardia de 24 horas en un servicio de atención rural

Intentar volver a unos horarios normales de sueño es una de las recomendaciones.
Las guardias médicas 'duran' más de 24 horas: "El día después está perdido"
dom 29 septiembre 2019. 10.45H
Las guardias médicas de 24 horas son una carrera de fondo, que quita la salud a los médicos y que les supone un gran esfuerzo, fatal para el cerebro de los médicos. De ahí que se esfuercen por "mantener una buena higiene del sueño" más allá de estas 24 horas, así como vigilar mucho su rutina y su alimentación.

De ahí que los profesionales recomienden ser "disciplinados" en cuanto a sus hábitos. Sheila Justo, médico en el Servicio de Atención Rural de Chinchón y presidenta del Sector Médicos Jóvenes y MIR de Amyts explica que "el día después de una guardia es un día 'perdido' para muchas cosas", puesto que los facultativos dedican la mayor parte de las 24 horas siguientes al descanso. "Lo primero de todo es dormir", señala.


8:00 am


A la salida de la guardia, Justo explica que "es difícil desconectar" y que en muchas ocasiones se queda "dándole vueltas a un caso". "Nosotros somos médicos de Urgencias y no podemos hacer el seguimiento, por eso muchas veces te quedas preocupado por el paciente", cuenta.


9:15 am


Al llegar a casa, sobre las 9:15 y tras las 24 horas de trabajo, los médicos no se van directamente a la cama. Justo, de hecho, recomienda tomar una infusión relajante, el desayuno y una ducha antes de ir a dormir. "Eso ayuda a relajarse" y a desconectar del trabajo.


10:00 am



Antes de dormir recomiendan tomar una infusión relajante, el desayuno y una ducha


Una vez que la médico ha llevado a cabo su rutina, sobre las 10 de la mañana, se va a dormir. Sin embargo, explica que "no es fácil conciliar el sueño", debido a la tensión y el estrés acumulados durante las 24 horas anteriores. No obstante, explica que "los médicos tienen a su disposición todas las herramientas para poder dormir, incluidos los inductores del sueño", que "algunas veces son necesarios". En todo caso, no recomienda dormir "más de 3 o 4 horas". De esta forma consigue volver a los horarios habituales de alimentación.


14:00 pm


Justo explica la importancia de mantener las horas de las comidas, tanto durante las 24 horas de la guardia como el día después. "Es importante mantener los hábitos, que no dormir sea la única alteración del organismo", señala. "De lo contrario te puedes desorientar, y acabar desayunando a altas horas de la mañana", puesto que, además, al estar dentro del recinto sanitario, "no hay luz natural".


15:00 pm


Después de comer la médico reconoce que vuelve a descansar pero, al igual que por la mañana, de forma limitada para no desaprovechar del todo el día e intentar volver a un ritmo normal.


18:00 pm


Cine, televisión, lectura o actividades ligeras como salir a dar una vuelta pueden ocupar las tardes de los médicos salientes de guardia.


21:00


Al caer la noche ya solo queda cenar y volver a dormir para iniciar de nuevo la rutina. No obstante, Justo reconoce que en alguna ocasión los médicos hacen "doblete" o incluso "triplete", esto es, encadenar 2 o 3 guardias seguidas. "Si haces un doblete  o un triplete puedes acarrear muchos problemas de sueño", además de otras complicaciones, reconoce. Por ejemplo, ha conocido varios casos de accidentes de tráfico producidos después de una guardia. De ahí la importancia del descanso, que "está garantizado por ley", recuerda.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.