12 dic 2018 | Actualizado: 21:10

La definición de hipertensión en 130 mm Hg "no tiene evidencia suficiente"

Las nuevas guías europeas recomiendan objetivos de tratamiento más bajos y la terapia en un solo comprimido

Antonio Coca Payeras (izquierda) y Juan García Puig.
La definición de hipertensión en 130 mm Hg "no tiene evidencia suficiente"
dom 25 noviembre 2018. 16.25H
El XXXIX Congreso de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) ha acogido una ponencia de Antonio Coca Payeras, catedrático de Medicina Interna de la Universidad de Barcelona, sobre las nuevas guías europeas de hipertensión arterial, de reciente aparición.

La guía aparece un año después de que la Asociación Americana del Corazón actualizara las directrices estadounidenses, y parece una respuesta a la decisión de éstas de bajar la definición de hipertensión a 130/80 mm Hg, una polémica que todavía colea.

"Nosotros no estamos de acuerdo porque pensamos que todavía no hay suficiente evidencia para que a un sujeto, que está a 134 de sistólica y no tiene otros factores de riesgo más que la edad, se considere un enfermo", comenta Coca.


La diferencia, en los sistemas sanitarios


Curiosamente, "lo que ellos recomiendan hacer con estos sujetos es lo mismo que recomendamos nosotros, por lo que no hay variaciones en cuanto a la actitud", subraya el catedrático de Medicina Interna.

La diferencia radica "en los sistemas sanitarios: ellos necesitan utilizar una definición porque allí la sanidad la pagan las compañías de seguros, y estas necesitan tratar a pacientes, por lo que tienen que estar incluidos en el concepto de enfermedad".

Entre las novedades de la guía europea, Coca Payeras señal a que hay "evidencia sólida para recomendar el inicio de tratamiento antes que como lo hacíamos en 2013". En personas de más de 65 años "se decía que no es necesario tratarlos hasta que no superen los 160 de sistólica, ahora sí. Tenemos suficientes datos para recomendar, al igual que en los jóvenes, el inicio del tratamiento por encima de 140 de sistólica".


En casi todos los pacientes "hay que intentar reducir la presión arterial utilizando combinaciones en un solo comprimido"


Por encima de esta cifra "hay que tratar a toda la población excepto de los de más de 80 años", concluye.


Un solo comprimido


En cuanto al objetivo de tratamiento, el experto destaca que las nuevas directrices europeas buscan "ir por debajo de los 130 de sistólica y 80 de diastólica". Con un pequeño matiz: "Siempre que el tratamiento sea bien tolerado". En personas de más de 65 años, estar por debajo de 140/90 mm Hg se considera aceptable.

El último aspecto que Coca Payeras destaca es el tratamiento, "lo más relevante de toda la guía". En casi todos los pacientes "hay que intentar reducir la presión utilizando combinaciones de dos antihipertensivos en un único comprimido".

Si esto no funciona, "el paso siguiente es los tres antihipertensivos juntos en un solo comprimido". El médico destaca que es la forma de "mejorar la adherencia, el mayor problema que tienen los médicos hoy en día" en el tratamiento de la hipertensión.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.