SEMG y Apepoc se unen para reclamar un mayor diagnóstico de una patología que no para de crecer entre las mujeres

"Debemos acabar con el infradiagnóstico de la EPOC en la mujer"
Antonio Fernández-Pro Ledesma, presidente de la Sociedad Española de de Médicos de Familia (SEMG).


17 nov 2021. 17.50H
SE LEE EN 3 minutos
La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) ha sido tradicionalmente considerada como una enfermedad propia de hombres pero, desde hace muchos años, sobre todo en países altamente industrializados, las tasas de mujeres fumadoras han aumentado de manera clara, haciéndolo de manera paralela al de mujeres con EPOC.

Por ello, desde la Sociedad Española de Médicos de Familia (SEMG) y la Asociación de pacientes con  enfermedad pulmonar obstructiva crónica (Apepoc), reclaman que la mujer debe conocer de manera precisa los riesgos del tabaco y, especialmente, la posibilidad de presentar EPOC tras unos años de consumo. Por ello, el conocimiento de que la enfermedad existe, y que está relacionada con el tabaco, es imprescindible.

“En estos momentos, la tasa de tabaquismo en mujeres en la edad juvenil es muy alta, pudiendo estar incluso levemente por encima de los hombres. La vulnerabilidad y susceptibilidad de las mujeres al humo del tabaco se ha citado en varios estudios como mayor que la de los hombres, por lo tanto, la evitación del tóxico inhalado es básica”, rezan en un comunicado.  De igual manera, para todas aquellas exfumadoras o fumadoras activas, que inicien síntomas respiratorios leves, consideran que es prioritario consultar con su médico de Atención Primaria.

“Para acabar con el infradiagnóstico de la EPOC en mujeres, es importante que los médicos de Atención Primaria estén alerta ante la manifestación de los síntomas precoces. Ante una mujer que consulta por tos o que presenta ocasionalmente infecciones respiratorias de vías bajas, sobre todo, si cursan con expectoración, es imprescindible conocer sus antecedentes de posible contacto con tóxicos inhalados, ya sea tabaco de primera o segunda mano y también de tóxicos inhalados distintos del tabaco. Con todo ello, debemos plantearnos realizar una prueba de función pulmonar como es la espirometría forzada con prueba de broncodilatación para reconocer la presencia de un patrón obstructivo que debe demostrarse persistente.

Los pacientes demanda espirometrías para el diagnóstico de la EPOC


“La Apepoc quiere insistir, con motivo del Día Mundial de la EPOC (17 de noviembre), en la necesidad de las espirometrías y en el apoyo que necesita la Atención Primaria para lograr un diagnóstico certero y precoz en los pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC)”, explican en el comunicado.

Para la organización, sin ambas cuestiones no se puede avanzar contra el infradiagnóstico y sobrediagnóstico. “Demandamos la realización de espirometrías en todos los pacientes mayores de 40 años que presenten historia de tabaquismo y síntomas respiratorios”.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.