El X Encuentro Global de Ingeniería Hospitalaria reivindica el papel de la mujer en el sector

El talento científico femenino triunfa en la Ingeniería Hospitalaria
Begoña Pérez, Laura Gómez, Josefina Medina, Beatriz Blanco y Sandra Martín, moderadora, en el centro.


20 jun 2022. 09.10H
SE LEE EN 7 minutos
El X Encuentro Global de Ingeniería Hospitalaria, un evento que aúna a las principales voces del sector para debatir sobre la actualidad y que está organizado por Redacción Médica con el auspicio de la Sociedad Española de Ingeniería Hospitalaria (SEIH), el patrocinio de Carburos Médica y la colaboración del Grupo Empresarial Electromédico (GEE) y de Serveo, ha puesto el énfasis del papel de la mujer en este sector y reivindicado su figura para animar a cada vez más mujeres a dedicarse profesionalmente a este ámbito.

Video de la Mesa de debate "Mujeres ingenieras", al completo.

La mesa debate ‘Mujeres ingenieras’ ha reunido mujeres en activo que han puesto en común sus experiencias y han señalado cuáles son los retos y barreras que aún quedan por superar en el ámbito de la ingeniería hospitalaria. Así, Beatriz Blanco, jefa del Servicio de Ingeniería, Tecnología y Obras del Hospital Universitario Ramón y Cajal, ha señalado que "es importante hacer estar jornadas para dar a conocer que las mujeres también pueden estar en puestos técnicos” porque “igual no lo saben".

Es un sector masculino, pero cada vez hay más mujeres gracias a que cada vez hay más en las universidades”, ha señalado Blanco, quien ha explicado que Desde pequeña tenía claro que quería ser ingeniera. “Mi padre me inculcó las ciencias. Va en nuestra genética”, ha señalado. Al principio, no tenía claro en qué tipo de ingeniería especializarse, aunque finalmente optó por industrial. “No me arrepiento de nada, porque es muy generalista y te permite conocer cómo funcionan las instalaciones en muchas áreas”.

Empezó su andadura profesional en control de obras. Es así como le surgió la oportunidad de trabajar en un hospital y ha dedicarse a aspectos como la Electromedicina y obras. “Así, primero fui jefa de Sección y, ahora, lo soy de Servicio”, ha indicado. También ha señalado las virtudes de trabajar en un hospital, pues “siempre hay muchas cosas que hacer”, como el análisis de datos, trabajos con Big Data, construcción de quirófanos o, más recientementen, la implantación de la protonterapia. Y ha zanjado su intervención con una reflexión: “Trabajar duro por algo que no nos interesa se llama estrés, y trabajar por algo que nos motiva se llama pasión”.

Beatriz Blanco Burguillo, jefa del Servicio de Ingeniería, Tecnología y Obras del Hospital Universitario Ramón y Cajal (Madrid).


Un referente para otras mujeres


Por su parte, Josefina Medina, directora de Calidad, Prevención e Instalaciones del Hospital San Francisco de Asís de Madrid, ha incidido en la necesidad de que “las mujeres que tenemos puestos en dirección tenemos que darnos visibilidad para las futuras generaciones”. “Puedes ser el referente de alguien o inspirar a otras personas. Es nuestra responsabilidad y tenemos muchos recursos para ello", ha recalcado.

"No vengo de familia de ingeniería ni de médicos”, ha revelado. Para ello, ser ingeniera “fue un reto personal”. “Cuando estudiaba BUP, me encontré con la barrera de mi profesor de Literatura que me dijo en su despacho que 'cómo me iba a meter en ciencias si yo era una chica de letras'". Sobre este aspecto, además, ha alertado de que “el nivel de exigencia que nos ponemos nosotras mismas es mayor que el que nos piden los demás".

También ha dicho que, actualmente, en reuniones de obra del Hospital San Francisco de Asís, en muchas ocasiones, de las personas que trabajan allí, “de diez doce personas solo era una chica”. Pero siempre lo he visto como una oportunidad, porque aprendía de ellos y me daba visibilidad como mujer. No hablamos entre mujeres y hombres, sino entre profesionales por igual”.


Josefina Medina, directora de Calidad, Prevención e Instalaciones del Hospital San Francisco de Asís de Madrid.


Pasión por la ingeniería hospitalaria


Laura Gómez García, responsable de Ingeniería y Servicios Generales del Hospital San Juan de Dios de Tenerife, ha profesado su pasión por el sector: “Me  encanta el sector de la ingeniería hospitalaria".  También ha explicado que, pese a ser un sector altamente masculinizado, “siempre he tenido personal a mi cargo”. Gracias a situaciones como la suya, “cada vez se está visibilizando más a las mujeres”, al tiempo que ha valorado positivamente los planes de visibilización de la mujer en diferentes ámbitos productivos, y en especial de las ramas científicas, que se vienen haciendo desde las entidades públicas y también desde entidades privadas.

Su pasión por la ingeniería viene de su habilidad por las ciencias, que ya desde pequeña “siempre se me han dado bien”, ha asegurado. “En el instituto tuve un profesor que fue un lujo y me inculcó las ciencias”, gracias a actividades como las “olimpiadas de ciencias”. Por su parte, su padre, que también es ingeniero, “ha sido un referente en ingenio y perseverancia”.

Respecto a su carrera profesional, el grueso lo ha desempeñado en hospitales. “Enseguida me di cuenta en el que me apasionaba la ingeniería hospitalaria, porque no solo es muy necesaria, sino que es crítica. Eso es lo que me motiva”.

Laura Gómez García, responsable de Ingeniería y Servicios Generales del Hospital San Juan de Dios de Tenerife


Begoña Pérez,  jefa de Sección de Mantenimiento y Obras del Hospital Universitario La Paz.

El reto de ser ingeniera en un hospital


Por último, Begoña Pérez,  jefa de Sección de Mantenimiento y Obras del Hospital Universitario La Paz, ha explicado que ella eligió “estudiar ingeniería cuando era niña”.  “En mi primera empresa me di cuenta de que algunas cosas malas te pasan porque eres mujer”. Aquí, ha argumentado, "tuve mi mayor enfrentamiento que fue, curiosamente, con el sector femenino”. “Allí las mujeres sacaban el cubo de basura y yo dije que no. El problema es que yo tuve el valor de enfrentarme a algo que no era mi labor".

Pérez también ha aprovechado su participación en esta jornada para explicar que trabajó en muchos sectores antes de entrar a la ingeniería hospitalaria.” En 2016 surge la oportunidad de trabajar en el Hospital La Paz. Ahí me di cuenta que aunque los edificios, en lo que a instalaciones refiere, siempre son las mismas, aunque en un hospital son críticas”. Aquí, “tienes que buscar soluciones rápidas si surge un problema porque puede repercutir en los propios pacientes y su salud”.

Beatriz Blanco Burguillo, jefa del Servicio de Ingeniería, Tecnología y Obras del Hospital Universitario Ramón y Cajal (Madrid); Laura Gómez García, responsable de Ingeniería y Servicios Generales del Hospital San Juan de Dios de Tenerife; Sandra Martín, Responsable de Social Media de Redacción Médica; Josefina Medina, directora de Calidad, Prevención e Instalaciones del Hospital San Francisco de Asís de Madrid; y  Begoña Pérez, jefa de Sección de Mantenimiento y Obras del Hospital Universitario La Paz.


Imagen de la mesa debate 'Mujeres Ingenieras'.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.