Lynparza, de AstraZeneca y MSD, mejora las perspectivas en cáncer de ovario

El fármaco como tratamiento de mantenimiento en primera línea, reduce en un 41% el riesgo de progresión de la enfermedad

José Baselga; vicepresidente ejecutivo de I+D en Oncología de AstraZeneca; y Roy Baynes, vicepresidente primero y director de Desarrollo Clínico Global y director médico de MSD
Lynparza, de AstraZeneca y MSD, mejora las perspectivas en cáncer de ovario
lun 30 septiembre 2019. 18.50H
AstraZeneca y MSD han anunciado los resultados positivos del ensayo fase III Paola-1, que demuestran que Lynparza (olaparib) ofrece una mejoría estadísticamente significativa y clínicamente relevante en la supervivencia libre de progresión (SLP) en mujeres con cáncer de ovario avanzado de nuevo diagnóstico.

El ensayo comparó la eficacia y seguridad de olaparib añadido al tratamiento de referencia (TdR) bevacizumab frente a bevacizumab solo en mujeres con cáncer de ovario avanzado en el primer ciclo de mantenimiento de primera línea, independientemente de su estado de biomarcadores genéticos o del resultado de la cirugía previa. Los resultados evaluados por el investigador demostraron que olaparib añadido a bevacizumab redujo el riesgo de progresión de la enfermedad o de muerte en un 41 por ciento y mejoró la SLP hasta una mediana de 22,1 meses, frente a 16,6 meses en aquellas pacientes tratadas con bevacizumab solo. A los dos años del inicio del ensayo, el 46 por ciento de las mujeres tratadas con olaparib añadido a bevacizumab no presentaban progresión de la enfermedad frente al 28 por ciento de las mujeres tratadas con bevacizumab solo.


"Los resultados de Paola-1 reafirman el compromiso de AstraZeneca y MSD con el cáncer de ovario"


El análisis de sensibilidad de la revisión central independiente con enmascaramiento (BICR, por sus siglas en inglés) de la SLP fue consistente, mostrando un incremento similar con una mediana de 26,1 meses en el caso de olaparib añadido a bevacizumab frente a 18,3 meses en el caso de bevacizumab solo. Los perfiles de seguridad y tolerabilidad de olaparib y bevacizumab fueron consistentes con los conocidos en ensayos anteriores de cada molécula y no supusieron ningún detrimento en la calidad de vida.

Los resultados se presentaron durante el Simposio Presidencial del Congreso 2019 de la Sociedad Europea de Oncología Médica (ESMO) que se celebra en Barcelona.


Análisis exploratorio


El ensayo también incluyó un análisis exploratorio de subgrupos, como la población con mutación en el gen BRCA (BRCAm) y poblaciones con otro tipo de deficiencia en los genes de la de recombinación homóloga (HRD, por sus siglas en inglés), que demostró que el tratamiento con olaparib añadido a bevacizumab presentó un mayor beneficio que el que produjo bevacizumab solo. En el subgrupo BRCAm, olaparib añadido a bevacizumab redujo el riesgo de progresión de la enfermedad o de muerte en un 69 por ciento (hazard ratio, HR 0,31). En el subgrupo HRD positivo, que representa aproximadamente la mitad de las mujeres con cáncer de ovario avanzado de nuevo diagnóstico (e incluye a las pacientes BRCAm), olaparib añadido a bevacizumab redujo el riesgo de progresión de la enfermedad o de muerte en un 67 por ciento (hazard ratio, HR 0,33).

José Baselga, vicepresidente ejecutivo de I+D en Oncología de AstraZeneca, ha destacado: “Este ensayo se diseñó para reflejar la práctica clínica habitual usando el estándar de tratamiento de ese momento, al que se añadía olaparib. Los resultados demostraron que a los dos años casi la mitad de las mujeres con cáncer de ovario avanzado no presentaron progresión con olaparib añadido a bevacizumab como tratamiento de mantenimiento de primera línea, independientemente de su estado de biomarcadores o del resultado quirúrgico. Estamos trabajando con las autoridades reguladoras para que olaparib llegue a estas pacientes con la mayor brevedad posible”.

Roy Baynes, vicepresidente primero y director de Desarrollo Clínico Global y director médico de MSD Research Laboratories, ha resaltado que: “Paola-1 es el segundo ensayo fase III favorable con olaparib en el escenario de mantenimiento para cáncer de ovario avanzado. Después del ensayo positivo SOLO-1, estamos entusiasmados con los resultados de Paloa-1 que reafirman el compromiso continuo de AstraZeneca y MSD para explorar nuevas opciones terapéuticas para más mujeres con cáncer de ovario.”

Isabelle Ray-Coquard, investigadora principal del ensayo Paola-1 y oncóloga clínica en el Centre Léon Bérard y Presidenta del grupo Gineco, ha señalado que: “El objetivo del tratamiento de primera línea, que incluye mantenimiento, para mujeres con cáncer de ovario avanzado que se acaban de diagnosticar es retrasar el momento de la recaída. Lamentablemente el riesgo de recaída es elevado, ya que dos de cada tres mujeres sufren una recidiva antes de los tres años del diagnóstico inicial. En Paola-1 los resultados de olaparib añadido a bevacizumab fueron estadística y clínicamente significativos.”

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.