14 dic 2018 | Actualizado: 13:25

Europa reafirma la restricción de las quinolonas por efectos secundarios

Ha detectado que su consumo puede tener consecuencias graves, incapacitantes y potencialmente permanentes

Exteriores de la sede de la EMA en Londres.
Europa reafirma la restricción de las quinolonas por efectos secundarios
mar 20 noviembre 2018. 18.10H
El Comité de Medicamentos Humanos (CHMP) de la Agencia Europea del Medicamento ha oficializado la restricción del uso de los antibióticos de quinolona (del grupo de la fluoroquinolona) al considerar que provocan efectos secundarios graves, incapacitantes y potencialmente permanentes.

De esta forma, el CHMP respalda las recomendaciones del Comité de Seguridad de la EMA (PRAC) y concluye que la autorización de comercialización de medicamentos que contienen cinoxacina, flumequina, ácido nalidíxico y ácido pipemídico (quinolonas) debe suspenderse.

De ahora en adelante, la información de prescripción para profesionales de la salud y pacientes describirá estos efectos secundarios incapacitantes y potencialmente permanentes y aconsejará a los pacientes que interrumpan el tratamiento con estos antibióticos ante el primer signo de tales síntomas.


La Comisión Europea se encargará de tomar una decisión final vinculante


Casos en los que se suspende su uso


La EMA especifica los siguientes casos en que no deben ser utilizados los antibióticos de fluoroquinolona:

1. Para tratar infecciones que podrían mejorar sin tratamiento o que no son graves (como infecciones de garganta).

2. Para tratar infecciones no bacterianas.

3. Para prevenir la diarrea del viajero o infecciones recurrentes del tracto urinario inferior (infecciones de la orina que no se extienden más allá de la vejiga).

4. Para tratar infecciones bacterianas leves o moderadas, a menos que no se puedan usar otros medicamentos antibacterianos comúnmente recomendados para estas infecciones.

El dictamen del CHMP se ha enviado a la Comisión Europea, que será la encargada de emitir una decisión final legalmente vinculante aplicable en todos los países de la UE. 
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.