Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Domingo a las 18:30
Empresas > Industria

Europa quiere que la industria no decida el valor terapéutico del fármaco

El Parlamento Europea reclama a la Comisión que ponga en marcha los cambios legislativos necesarios

Soledad Cabezón, eurodiputada del PSOE.
Europa quiere que la industria no decida el valor terapéutico del fármaco
Jueves, 02 de marzo de 2017, a las 14:20
El gasto farmacéutico (ya supone, en global, el 1,4 por ciento de todo el PIB de la UE) y los altos costes de los productos innovadores han provocado que Europa haya reaccionado y pida cambios en la actual estructura por la que se deciden los precios de los medicamentos, empezando por la evaluación de valor terapéutico añadido.
 
El Parlamento Europea ha aprobado, por mayoría absoluta (568 votos a favor, 30 en contra y 52 abstenciones) una resolución en la que reclama un cambio legislativo para que el valor terapéutico añadido del medicamento sea establecido por la Comisión Europea y no por la industria. “Necesitamos un marco legislativo en este sentido, con criterios económicos y sociales que lo garanticen”, ha indicado la socialista Soledad Cabezón, parlamentaria promotora de la iniciativa.
 
De hecho, en la  rueda de prensa que ha ofrecido tras la votación, Cabezón ha precisado que “la Comisión se ha hecho eco de esa idea” y ha añadido que ya está trabajando en ella. Pero no es la única que aporta la resolución, que recoge las conclusiones y propuestas del informe que hace unas semanas aprobara el área de Sanidad de la cámara europea.
 
Entre ellas, cómo no, los altos precios de productos con alto valor añadido demostrado. “Esto nos ha puesto en un escenario en el que no esperábamos estar los países desarrollados. Es una cuestión que tiene que ver no solo con la ética, sino también con el derecho a la salud. El medicamento no es un bien de consumo más, debe estar protegido”.
 
En este sentido, la propuesta recoge la exigencia de un plan para erradicar la hepatits C en toda la UE, y en el que colaboren todos los estados miembro. “No es ético que todavía no nos hayamos coordinado en esto”.
 
Así mismo, la resolución aborda los desabastecimientos de productos y la falta de desarrollo de fármacos que aborden las resistencias antibióticas “por la falta de interés comercial”.
 
No se ha olvidado tampoco de los medicamentos huérfanos, caso en el que el Cabezón ha considerado que se “está generando un negocio, retorno, rápido de la inversión .Todo ello está desembocando en un modelo que dificulta el acceso”.