Europa aprueba dos nuevas indicaciones para Imbruvica, de Janssen

Podrá ser utilizado en leucemia linfocítica crónica y macroglobulinemia de Waldenström

Mathai Mammen, director global de Investigación y Desarrollo de Janssen.
Europa aprueba dos nuevas indicaciones para Imbruvica, de Janssen
mar 09 julio 2019. 13.50H
Janssen ha anunciado que el Comité de Medicamentos de Uso Humano (CHMP) de la Agencia Europea de Medicamentos (EMA) ha recomendado la ampliación de la autorización de comercialización existente para Imbruvica (ibrutinib) en dos indicaciones. Una recomendación es para el uso de ibrutinib en combinación con obinutuzumab en pacientes adultos con leucemia linfocítica crónica (LCC) no tratados previamente.  La segunda es el uso de ibrutinib más rituximab para el tratamiento de pacientes adultos con macroglobulinemia de Waldenström (WM).

Alessandra Tedeschi, directora médica del Departamento de Hematología, Hospital Niguarda, Milán, Italia, e investigadora de los estudios iNNOVATE e iLLUMINATE, ha declarado: “Este es un importante paso hacia adelante para seguir mejorando nuestra capacidad, como hematólogos, de satisfacer las necesidades del tratamiento para más pacientes con estos complejos tipos de cáncer de la sangre. Ibrutinib ya ha ofrecido importantes avances tanto en la LLC como en la MW en las indicaciones aprobadas actualmente. Ahora, estas nuevas combinaciones tienen la capacidad de ampliar aún más el período de remisión de los pacientes en comparación con el tratamiento convencional”.

Resultados del estudio



"Seguimos cumpliendo nuestra ambición de optimizar los resultados en pacientes con neoplasias malignas de células B complejas"


El dictamen positivo sobre la LLC se basó en los resultados del estudio en fase 3 iLLUMINATE (PCYC1130), publicado en The Lancet Oncology, que investigó ibrutinib en combinación con obinutuzumab frente a clorambucilo más obinutuzumab en pacientes con LLC recién diagnosticados. Tras una mediana de seguimiento de 31,3 meses (intervalo intercuartílico [IIC]: 29,4–33,2), la mediana de supervivencia libre de progresión (SLP) fue significativamente mayor en el brazo de ibrutinib más obinutuzumab (mediana no alcanzada [intervalo de confianza [IC] del 95 por ciento: 33,6–no calculable]) que en el brazo de clorambucilo más obinutuzumab (19,0 meses [15,1–22,1].

En MW, el dictamen positivo estuvo respaldado por los datos del estudio en fase 3 iNNOVATE (PCYC-1127), presentados en el 60º Congreso Anual de la Sociedad Americana de Hematología (ASH) en diciembre de 2018. El estudio evaluó la seguridad y la eficacia de ibrutinib en combinación con rituximab, frente a rituximab con placebo, en pacientes con MW no tratados previamente y en recaída/refractario. Tras una mediana de seguimiento de 29,5 meses, se observó una mejora significativa en la variable principal (SLP) evaluada por un Comité de Revisión Independiente (CRI) con ibrutinib más rituximab en comparación con placebo más rituximab (las tasas de SLP a los 30 meses fueron del 79 por ciento frente al 41 por ciento, respectivamente).

“Estamos increíblemente animados por estas recomendaciones del CHMP, que son el reflejo de nuestro compromiso constante de desarrollar combinaciones sin quimioterapia para las personas que viven con LLC y MW”, ha manifestado Patrick Laroche, director del Área de Terapia Hematológica, Europa, Oriente Medio y África (EMEA), Janssen-Cilag Francia. “Ibrutinib se ha utilizado para tratar a más de 140.000 pacientes en todo el mundo y seguimos cumpliendo nuestra ambición de optimizar los resultados de los pacientes con neoplasias malignas de células B complejas, que en el pasado han sido muy difíciles de tratar”.
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.