Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 16:20
Empresas > Industria

El crecimiento del gasto farmacéutico superará al del PIB en 2019

Arnés, director general de Farmaindustria, vaticina que la inversión pública total en medicamentos caerá un 0,4% en 2017

Humberto Arnés.
El crecimiento del gasto farmacéutico superará al del PIB en 2019
Jueves, 17 de noviembre de 2016, a las 15:50
A pesar de que el gasto farmacéutico está dando claras muestras de mejoría durante los últimos meses, Farmaindustria avisa de que una hoja no debe impedir ver el monte. “Pensamos que 2016 acabará con un crecimiento del 3,5 por ciento en gasto farmacéutico de botica, pero la recuperación no es homogénea”, ha avisado Humberto Arnés, director general de la patronal. De hecho, avisa de que las ventas de innovaciones en oficina de farmacia han caído un 41 por ciento entre 2011 y septiembre de 2016.

El descenso que se está registrando en el tramo hospitalario (gracias a los fármacos de hepatitis C), que en el próximo año decrecerá un 1,7 por ciento, llevará a que en 2017 la inversión pública en medicamentos se reduzca ligeramente, un 0,4 por ciento. De hecho, Arnés ha precisado que en los próximos años el gasto no se va a mover de la senda de crecimiento en la proporción que marque el Producto Interior Bruto (PIB) nacional.

Sin embargo, también espera que para dentro de unos años esta regla se pueda saltar.  Para 2018, está previsto que el gasto sanitario público total ascienda hasta los 70.000 millones de euros, su máximos histórico. Por ello, coincidiendo con el final del plan de estabilidad de la economía española, “a partir del 2019 esperamos poder crecer por encima del PIB, para llegar a los antiguos niveles de gasto farmacéutico” de 2010.

Arnés aborda estas cuestiones durante un encuentro con la prensa en el que también ha advertido de que “en seis años (2010-2011) el sistema público ha ahorrado 9.073 millones de euros en gasto farmacéutico, casi un punto del PIB. Esto demuestra que el sacrificio del sistema, es muy, muy elevado”.
 
De hecho, el golpe ha sido especialmente duro para el medicamento innovador, cuya presencia en el gasto farmacéutico público de oficina de farmacia ha caído un 41 por ciento, según el director general de Farmaindustria, en seis años.