30 de mayo de 2017 | Actualizado: Lunes a las 23:10
Especialidades > Hematología y Hemoterapia

La aspirina eleva el riesgo de hemorragia intracraneal

Sin embargo, se revela menos eficaz que los anticoagulantes orales para prevenir el infarto

La aspirina tiene propiedades anticoagulantes pero un riesgo mayor de hemorragia que otros fármacos.
La aspirina eleva el riesgo de hemorragia intracraneal
Redacción
Viernes, 31 de marzo de 2017, a las 13:50
La aspirina se ha revelado, en un nuevo estudio, como un buen predictor de riesgo de la hemorragia intracraneal, ya que eleva el riesgo de padecerla, en especial en pacientes de edad avanzada, al mismo tiempo que su efecto preventivo del infarto en pacientes con fibrilación auricular resulta más bien modesto.

“Sabemos que la aspirina tiene un modesto efecto en prevenir el infarto en pacientes con fibrilación auricular, pero fue uno de los principales predictores de hemorragia intracraneal”, ha advertido Lopes. En la investigación, se compara la aspirina con los nuevos anticoagulantes orales (NACO), en concreto warfarina y apixaban.

Frente a la seguridad de apixaban, el estudio también ha evaluado la de la aspirina, que no está considerada como un anticoagulante pero adquiere propiedades similares, y los resultados han sido negativos. “Sabemos que la aspirina tiene un modesto efecto en prevenir el infarto en pacientes con fibrilación auricular, pero fue uno de los principales predictores de hemorragia intracraneal”, ha advertido Lopes. El aumento del riesgo era más pronunciado en pacientes mayores.

Estas conclusiones se derivan del estudio Aristotle, que publica la revista Blood, en el que han participado más de 18.000 pacientes de América, Europa y Asia y que ha revelado que los nuevos anticoagulantes orales reducen de forma significativa el riesgo de hemorragia intracraneal frente al estándar de tratamiento, la warfarina, en pacientes con fibrilación auricular.

La fibrilación auricular como factor de riesgo

Se trata de un hecho relevante, ya que la hemorragia intracraneal “es la complicación más grave y temida entre los médicos a la hora de prescribir anticoagulantes”, ha señalado Renato D. Lopes, cardiólogo del Duke Clinical Research Institute e investigador principal del estudio. El 1 por ciento de estos pacientes lo sufren; en general, las personas con fibrilación auricular tienen cinco veces más posibilidades de sufrirlo.

Según el trabajo Aristotle, aquellos que tomaron warfarina tenían un 58 por ciento más probabilidades de sufrir una hemorragia intracraneal frente a los que tomaban apixaban, fármaco perteneciente a la clase de nuevos anticoagulantes orales. Cuando se trataba de una hemorragia intracraneal provocada por un trauma, la diferencia aumentaba hasta el 75 por ciento.