Redacción Médica
19 de octubre de 2018 | Actualizado: Viernes a las 11:15
Conocimiento > Formación

Una universidad baja las notas de las mujeres para que no estudien Medicina

La Universidad de Medicina de Tokio (TMU) ha tenido que pedir perdón públicamente por beneficiar a los hombres

Exteriores de la Universidad de Tokio.
Una universidad baja las notas de las mujeres para que no estudien Medicina
Redacción
Viernes, 10 de agosto de 2018, a las 11:50
La Universidad de Medicina de Tokio (TMU) ha pedido perdón públicamente por haber alterado las notas de las mujeres que hicieron los exámenes de acceso a su facultad. Ha reconocido que bajó las notas de las mujeres de manera artificial un veinte por ciento en los primeros exámenes y también a los hombres que ya habían intentado entrar en la facultad más de tres veces.

Además, la universidad también ha reconocido que subieron varios puntos a 19 estudiantes cuyas familias habían hecho generosas donaciones al campus, pero la agencia japonesa Kyodo ha asegurado que el escándalo va más allá y que se está investigando al presidente y al rector por haber recibido sobornos.

El escándalo, que ha provocado una ola de indignación por todo el país, fue destapado por el diario digital Yomiuri Online en el transcurso de una investigación sobre la supuesta admisión ilegal del hijo de un funcionario japonés a cambio de favorecer a la facultad en un proyecto ministerial. Sin embargo, la propia universidad reconoce que lleva actuando con estas prácticas desde 2006, por lo que habría perjudicado a las mujeres que intentaron estudiar Medicina desde hace más de diez años.

Antes de la supuesta manipulación de las notas, las mujeres significaban alrededor del 40 por ciento del total de los estudiantes de Medicina en la TMU. El año pasado, entraron en la universidad 141 hombres y sólo 30 mujeres, menos del 20 por ciento del total de alumnos.


El director asegura que los próximos exámenes serán limpios


El director general de la Universidad de Medicina de Tokio, Tetsuo Yukioka, ha dado la cara en una conferencia de prensa en la que ha pedido perdón en nombre de la entidad: “Hemos traicionado la confianza de la gente, queremos disculparnos por ello sinceramente”. Por su parte, el vicepresidente de la TMU, Keisuke Miyazawa, ha asegurado que los exámenes de acceso del próximo año serán “totalmente limpios”.

Las fuentes del diario Yomiuri Online aseguran que estas prácticas comenzaron porque muchas estudiantes decidían no ejercer la medicina tras completar la carrera: “Muchas mujeres abandonaban la práctica de la medicina después de graduarse para dar a luz y criar a sus hijos”.

La universidad se plantea ahora admitir con efectos retroactivos a las mujeres que habrían aprobado los exámenes en los años anteriores, aunque no han explicado cómo lo llevarán a cabo.