Redacción Médica
17 de julio de 2018 | Actualizado: Martes a las 18:45
Conocimiento > Formación

La Universidad de Alicante llevará su plan de Medicina a la Aneca en verano

Así lo ha confirmado el vicerrector de estudios de la universidad alicantina, Enrique Herrero

El vicerrector de estudios de la Universidad de Alicante, Enrique Herrero.
La Universidad de Alicante llevará su plan de Medicina a la Aneca en verano
José A. Puglisi
Lunes, 27 de marzo de 2017, a las 09:20
La Universidad de Alicante enciende los motores para la creación de su nuevo grado de Medicina. La institución académica está trabajando en la elaboración del programa de estudios que, si se cumplen los plazos establecidos, prevé presentar ante la Agencia Nacional de Evaluación de la Calidad y Acreditación (Aneca) “antes de comenzar el próximo curso académico”, según ha explicado a Redacción Médica el vicerrector de estudios de la universidad alicantina, Enrique Herrero.

Desde la universidad son optimistas con el plan de estudios. “Queremos un programa que sea realista y viable, así como que esté muy lejos de la improvisación. Sin olvidar que sea atractivo para los estudiantes y que contemple aspectos claves en el ámbito de las prácticas clínicas y del uso de la tecnología”, ha explicado Herrero. Una hoja de ruta para los estudiantes que la institución prevé recibir para la convocatoria 2018-2019, aunque admiten que aún no saben cuántos serán con precisión. “Estamos decidiendo el número de plazas a solicitar, pero están oscilando entre las 75 y las 90”, puntualiza.

Para Herrero, el número es incapaz de alterar la situación de los númerus clausus, sino que, por el contrario, afirma que “hemos visto que hay un hueco en la provincia que podrá ser cubierto con esta oferta”. De ahí que reste importancia a las críticas que se han generado por parte de los estudiantes de Medicina, Foro de la Profesión Médica y la propia Conferencia de Decanos. “En Alicante tenemos 130 plazas para alumnos del grado y 200 del MIR, por lo que tenemos que importar a residentes de otras regiones de España”, ha argumentado.


La creación del nuevo grado tendrá una relación directa con la Universidad Miguel Hernández


La creación del nuevo grado tendrá una relación directa con la Universidad Miguel Hernández. No solo porque la titulación sanitaria fuera cedida por la Universidad de Alicante a la de Elche en 1997, sino también para equilibrar el escenario de las prácticas clínicas en línea con lo establecido en el Real Decreto 420/2015 que, entre otros aspectos, indica que un hospital universitario solo podrá estar vinculado por concierto con una universidad para impartir formación en una misma titulación.

“Evidentemente, aspiramos que nuestros estudiantes puedan realizar sus prácticas en el Hospital General Universitario de Alicante”, ha precisado el vicerrector de estudios. Sin embargo, el centro cuenta con un acuerdo con la Universidad Miguel de Hernández, lo que les obligará a recurrir a las negociaciones de los conciertos para evitar que se repita en la comunidad autonómica otro escenario como el que protagonizaron la Universidad Católica de Valencia San Vicente Mártir y la Universidad CEU Cardenal Herrera. Sin embargo, la situación no se muestra a favor del nuevo grado.

Desde la Universidad Miguel Hernández se han realizado declaraciones públicas en contra de la nueva apertura. Quizá, de ahí, que Herrero afirme que, “estamos valorando la posibilidad de llegar a concierto con algunos centros privados. No obstante, somos una universidad pública, por lo que consideramos que nuestros alumnos deberán tener acceso a los hospitales públicos de la región”. Un proceso en el que tendrán que llegar a acuerdo, al mismo tiempo que terminan de adaptar las instalaciones a las necesidades de los nuevos alumnos.

“La inversión para los dos primeros cursos son menores. Actualmente, contamos con el 80 por ciento de los laboratorios necesarios para impartir el grado de Medicina”, ha explicado el representante de la Universidad de Alicante. En este sentido, considera que el gasto más significativo será el generado por la contratación de la plantilla docente, aunque no se atreve a adelantar cifras aún. “Estamos en un proceso de diseño del grado, por lo que sería inconveniente dar montos sin tener todos los aspectos tomados en consideración”, ha apuntado.