18 de octubre de 2017 | Actualizado: Martes a las 19:20
Política Sanitaria > Farmacia

España es el país con más farmacias por habitante de la ‘élite’ mundial

En cambio, en cuanto al número de farmacéuticos ejercientes, queda en quinto lugar entre los estados de la OCDE

Luis de Palacio, presidente de FEFE.
España es el país con más farmacias por habitante de la ‘élite’ mundial
Redacción
Martes, 03 de octubre de 2017, a las 13:50
La Federación Empresarial de Farmacias de España (FEFE) ha vuelto a advertir de que el elevado número de boticas que hay en España pone en riesgo su propia existencia. Así lo indica la patronal en un reciente estudio. “Se puede afirmar que el número de farmacias por 100.000 habitantes en España resulta excesivamente alto en comparación con otros países desarrollados”, advierte.

De hecho, España es el país de la OCDE con mayor proporción de farmacias por cada 100.000 habitantes: unas 47, 3, cuando la media es de unas 25,1 boticas. “Estos datos animan a contener la apertura de nuevas farmacias”, indica FEFE en un comunicado, apuntando que esta circunstancia influye “notablemente en el desarrollo económico de las farmacias. Las  comunidades autónomas que están modificando sus leyes de ordenación farmacéutica deberían tener muy presente esta situación para no empeorar la supervivencia de las farmacias en España”.
 
Por otro lado, en cuanto al número de farmacéuticos ejercientes por 100.000 habitantes, España se sitúa en el quinto lugar, tras Japón, Finlandia, Bélgica e Irlanda, cuestión que la patronal considera “un signo del vigor de la profesión farmacéutica y los servicios que ofrece a la sociedad”.
 
CES
 
FEFE también analiza la última memoria del Consejo Económico y Social (CES), correspondiente a 2016, del que destaca la “pérdida de importancia de la asistencia primaria y la farmacia desde el año 2005, en favor de la asistencia hospitalaria y especializada” y que “12,7 millones de personas con baja aportación consumen el 74 por ciento de las recetas con financiación pública, mientras más de 32 millones con mayor aportación solo consumen el 26 por ciento de las recetas”.