Muchas entienden que ante la falta de profesionales, las soluciones pasan también por crear nuevas especialidades

Solo una comunidad autónoma apuesta por abrir nuevas facultades de Medicina
Universidad de Almería.


18 oct 2021. 09.00H
SE LEE EN 5 minutos
A partir del próximo curso 2022/2023, España contará con la facultad pública de Medicina número 47, entre públicas y privadas, después de que la Junta de Andalucía diese el visto bueno a la Universidad de Almería para comenzar a impartir el grado en Medicina. A los almerienses se les podría sumar sus vecinos jiennenses. Desde el Consejo Social de la Universidad de Jaén se ha aprobado ya la Memoria del Grado en Medicina, tras contar con el visto bueno del Consejo de Gobierno de la institución universitaria, para que estos estudios también se impartan en esta provincia.

Este acontecimiento no tendría mayor recorrido mediático si no fuera porque la creación de esta facultad en Almería no ha contado con el visto bueno ningún colectivo médico representativo, que califican esta acción como una "irresponsabilidad". Una postura similar que mantienen el resto de comunidades autónomas, según ha podido comprobar Redacción Médica, que tampoco ven adecuada la apertura de nuevos centros universitarios en los que impartir Medicina en sus territorios.


Más plazas de Formación Sanitaria Especializada


Esta creación de nuevos centros, que en parte responde a la necesidad de solucionar la carestía de profesionales sanitarios en España, no termina de cuajar. Desde la Conselleria de Salut de Cataluña recuerdan a este diario a que en el sistema universitario de Cataluña hay una oferta de 1.184 plazas de acceso a los estudios de Medicina. En los últimos diez años, solo se ha creado la facultad de la Universitat de Vic-Universitat Central de Catalunya.

Desde el departamento que dirige Josep Maria Argimon, han desarrollado diferentes estudios que apuntan a que “no es una solución incrementar el número de plazas de acceso al estudio del grado (y por tanto el número de facultades de Medicina), si no ver la situación de la falta de algunas especialidades y poder dar una respuesta de plazas MIR más acorde con las necesidades sociales”.

El pasado mes de septiembre, también se pronunció al respecto la consejera de Ciencia, Universidad y Sociedad del Conocimiento del Gobierno de Aragón, Maru Díaz, quien descartó la posibilidad de un nuevo grado de Medicina en Huesca, destacando que “no serviría de nada duplicar titulaciones en el territorio”. En una reciente intervención en las Cortes regionales, Díaz manifestó que hay “un tapón” en Medicina que genera la falta de médicos, pero “el tapón no está en la matrícula”, sino en el MIR, de forma que “hay muchos más estudiantes de los que entran por el tapón”.


Maru Díaz: "El tapón no está en la matrícula, sino en el MIR"



Desde Cantabria tampoco crean que tenga mucho sentido abrir nuevos centros universitarios si no se aumenta el número de plazas de Formación Especializada Sanitaria, “que en España es uno de los mejores del mundo”. Consideran suficiente la oferta formativa a día de hoy y abogan, en consonancia con otras regiones, a una mayor oferta de plazas MIR.

En la Consejería de Castilla y León insisten en plantear al Ministerio de Sanidad, como vienen haciendo desde hace tiempo y de forma continua, “ la necesidad de ampliar el número de plazas de Formación Sanitaria Especializada”.

A este posicionamiento se suman otras comunidades como Galicia, donde la Facultad de Medicina, en la Universidad de Santiago, se coordina con las otras dos universidades gallegas públicas para asuntos como la docencia clínica. Extremadura también oferta el Grado en su universidad pública, que unifica la formación superior en las dos provincias extremeñas.  Igual postura es la de La Rioja o Murcia, pues entienden su proporcionada la oferta formativa en Medicina de la actualidad.


Andalucía no renuncia a sus grados


Frente a la contrariedad del resto de comunidades autónomas, Andalucía no solo continúa con la defensa de la implantación del Grado de Medicina en Almería y Jaén, sino que además pone sobre la mesa la petición futura del Grado en la Universidad de Huelva.

Tal y como señaló a Redacción Médica Ramón Herrera, portavoz de la comisión de Transformación Económica, Industria, Conocimiento y Universidades, “en el año 2010-2011 se aprobó la inclusión en el catálogo de titulaciones, tanto para Jaén como Almería, incluso para Huelva”, planteando ahora la necesidad de apostar por la consolidación de los dos primeros grados a través de la financiación y con el compromiso parlamentario.

Ante las diferentes críticas arrojadas al nuevo grado, Andalucía mantiene la necesidad de aumentar las plazas MIR, exponiéndose desde fuentes de la Universidad que “el MIR no puede ser obstáculo para que se limiten las plazas de Medicina”.

Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.