Los equipos de Enfermería con personal extranjero funcionan mejor

Un estudio revela que contar con profesionales cuyos estudios hayan sido fuera del país no obstaculiza el trabajo

Personal enfermero.
Los equipos de Enfermería con personal extranjero funcionan mejor
sáb 22 febrero 2020. 11.30H
Reclutar enfermeras extranjeras ha sido una de las estrategias vitales para la sanidad en países con escasez de estas profesionales como Estados Unidos, Reino Unido o Alemania, donde muchas profesionales españolas de este sector han trabajado o están trabajando actualmente.

Al contrario de lo que mucha gente piensa, contar con enfermeras que hayan estudiado fuera del propio país en un hospital no obstaculiza ni daña el flujo de trabajo, si no que mejora y contribuye a tener una plantilla más preparada y estable de cara a la atención recibida por los pacientes, según los resultados de un reciente estudio publicado en Nursing Economics.  

"En alguna ocasión se ha planteado que una profesional de Enfermería que se haya formado internacionalmente no se relaciona con sus compañeros de la misma manera que si fuera nacional. Tampoco que pueda desempeñar un trabajo al mismo nivel que las enfermeras con estudios del propio país, pero esta investigación asegura que esta idea no es cierta", han asegurado los investigadores del Colegio de enfermería Rory Meyers de la Universidad de Nueva York quienes han liderado el estudio. 

Así, el estudio ha valorado la cooperación, un aspecto fundamental para los cuidados a los pacientes y asegura que el hecho de tener compañeras de otros países no afecta de forma negativa al ritmo de trabajo entre las propias enfermeras ni en el trabajo entre enfermera y médico

Mayor nivel académico y menos rotación


Otros de los datos que se extrae del estudio es que las enfermeras extranjeras suelen tener un grado de estudios universitario mayor que las nacionales -en este caso, las de Estados Unidos-, un aspecto que afecta de forma directa a los resultados.

Además, los equipos con enfermeras internacionales tienen menos rotación, ya que en general las enfermeras prefieren no cambiar de puesto de trabajo al contrario que sus compañeras estadounidenses. Este hecho se relaciona directamente con la reducción de gasto para reclutar y contratar nuevas profesionales. 

Un aspecto interesante es que aquellos hospitales con un ratio mayor de extranjeras internacionales tienen una proporción mayor de paciente - enfermera, a pesar de que en este caso, este flujo de trabajadores está orientado a paliar la escasez de las mismas. Desde el estudio también apuntan que los propios hospitales o agencias encargadas del reclutamiento de enfermeras de otros países juegan un papel muy importante para la integración de estas en el entorno laboral y proponen la creación de programas como tutorías o actividades sobre la cultura y las costumbres del país. 

"Dada la actual escasez de mano de obra de enfermería, especialmente en las zonas rurales, los gerentes de enfermería y los administradores de hospitales no deberían ser reacios a contratar enfermeras calificadas con educación internacional para cubrir las vacantes", explican los encargados de la investigación y hacen hincapié que los propios trabajadores nacionales también tienen herramientas para conseguir mejorar la cooperación del equipo. 

El estudio demográfico está basado en los datos recogidos por la NDNQI (National Database of Nursing Quality Indicators), un respositorio que contrasta la atención y la práctica enfermera en el nivel de atención del paciente. Así, se han basado en las respuestas de 24.045 enfermeras de Estados Unidos -de las cuales 2.156 habían recibido una educación extranjera- recopiladas por la base de datos Nacional de Indicadores de Calidad de Enfermería de Estados Unidos (NDNQI). Estas enfermeras trabajaban en 958 unidades en más de 160 hospitales americanos. 






Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.