Ácido lipoico, así es el quemagrasa que ha matado a una enfermera en Mérida

La profesional de 28 años falleció tras ingerir este complemento deportivo que utilizaba para entrenar

El complemento se encuentra de forma natural en algunos alimentos.
Ácido lipoico, así es el quemagrasa que ha matado a una enfermera en Mérida
mié 24 julio 2019. 11.40H
Un consumo inadecuado de ácido lipoico, un complemento alimenticio, es probablemente la causa del fallecimiento de la enfermera de 28 años. Teresa, que ejercía en Mérida y murió el pasado viernes en el Hospital Don Benito, había comprado para mejorar su entrenamiento y definir su figura.

El ácido lipoico es un complemento que se ingiere oralmente y del que los expertos recomiendan tomar un máximo de 1 o 2 cápsulas al día con la comida o poco después de comer.

Este complemento se encuentra de forma natural en diversos alimentos como las carnes rojas, las espinacas o el brócoli. Sin embargo, puede consumirse en cápsulas, que concentran y aumentan su efecto antioxidante. A pesar de ello, buena parte de la gente que lo consume lo hace porque ayuda a adelgazar.

El problema es que una ingesta excesiva o inadecuada de este complemento puede provocar toxicidad en el hígado, lo que puede desencadenar en un fallo hepático que derive en la muerte del paciente, aunque los expertos señalan que son casos aislados.


En coma tras ingerir ácido lipioco


Según ha informado la prensa regional, la enfermera tomó ácido lipoico poco antes de salir a correr junto a su pareja. Fue entonces cuando empezó a encontrarse mal y se avisó a los servicios de emergencia.

La joven fue trasladada por el 112 de Extremadura al Hospital Don Benito-Villanueva, donde llegó en coma el día 18 de julio a las 12.03, hora de su ingreso. Poco se pudo hacer por la enfermera, ya que pasadas 24 horas desde su entrada en el hospital se produjo su muerte cerebral, falleciendo en la mañana del 19 de julio. 
Aunque pueda contener afirmaciones, datos o apuntes procedentes de instituciones o profesionales sanitarios, la información contenida en Redacción Médica está editada y elaborada por periodistas. Recomendamos al lector que cualquier duda relacionada con la salud sea consultada con un profesional del ámbito sanitario.