Redacción Médica
16 de julio de 2018 | Actualizado: Lunes a las 16:30

Sanidad y la Fundación Josep Carreras potenciarán el Registro de Donantes de Médula Ósea

Castilla y León cuenta con 5.500 donantes por millón de población total

Miércoles, 09 de diciembre de 2015, a las 15:35
Redacción. Valladolid
La Consejería de Sanidad y la Fundación Internacional Josep Carreras para la lucha contra la leucemia han suscrito un acuerdo de colaboración para la mejora del funcionamiento del Registro de Donantes de Médula Ósea (Redmo), y de la atención sanitaria de los pacientes residentes en Castilla y León que precisen de un trasplante de progenitores hematopoyéticos procedentes de donante no emparentado.

Rafael López Iglesias, gerente del Servicio de Salud de Castilla y León (Sacyl); y Enric Carreras, director médico del Redmo.

En total en Castilla y León se encuentran tipados es este momento 13.800 donantes de médula ósea. La tasa de donantes en la comunidad es de 5.500 donantes por millón de población total, y del doble si tenemos en cuenta la población entre 18 y 55 años, con lo que se sitúa entre las ocho comunidades con mayor tasa de donantes y entre las cinco que más ha crecido en números absolutos en 2014, con un aumento del 12 por ciento en ese año. En 2015 el aumento en el primer semestre ha sido mayor del 12 por ciento con respecto a la misma fecha de 2014. Esta tasa y este incremento se logran mediante la admisión paulatina de donantes.

A través de este convenio con la Fundación Josep Carreras, desde la Consejería de Sanidad se fomentará la donación voluntaria de progenitores hematopoyéticos en la comunidad; se realizará la tipificación de Antígenos de Histocompatibilidad (HLA) de los donantes voluntarios y se registrarán los datos personales del donante y su tipificación HLA en la Base de Datos de donantes de la Comunidad.

El acuerdo también destaca que la incorporación de los datos al Redmo será siempre voluntaria para los interesados, que habrán de ser previamente informados de la voluntariedad de esa aportación de datos. Estos datos serán única y exclusivamente utilizados con carácter clínico-asistencial y podrán ser retirados en cualquier momento.

Por otra parte, en 2016 se va a iniciar la toma de muestras en saliva mediante un isopo, forma más cómoda y sencilla que la habitual toma de muestra de sangre, enviando las muestras de los donantes del sur de la comunidad (Ávila, Segovia, Zamora, Valladolid y Salamanca) como hasta ahora al Complejo Asistencial Universitario de Salamanca, y el resto sufragadas por la subvención a un centro específico localizado en el País Vasco y que correrá con los gastos generados por los donantes de la zona norte (León, Burgos, Palencia, Soria). Asimismo, para facilitar la información se va a repartir un vídeo proporcionado por el Redmo y se va a facilitar la inscripción en este sistema por vía web, y utilizar el centro de información telefónica de esta fundación en un afán de agilizar todas las fases del proceso.