18 nov 2018 | Actualizado: 18:10

Sanidad estudia la reorganización de las ambulancias no urgentes para “buscar sinergias”

CCOO denuncia que quedará sin servicio sanitario el helicóptero medicalizado de Valencia

Martes, 26 de febrero de 2013, a las 18:24

Redacción. Valencia
El consejero valenciano de Sanidad, Manuel Llombart, ha explicado este martes que se está estudiando poner en marcha a partir del próximo viernes, 1 de marzo, una reorganización de las unidades móviles sanitarias, del Soporte Vital Básico (SVB) y SAMU, para "buscar sinergias" siempre que se respeten unos tiempos de respuesta adecuados, pero ha garantizado que "en ningún caso" afectará a las urgencias.

Manuel Llombart.

Llombart, tras visitar el Centro de Investigación Príncipe Felipe (CIPF), ha aclarado que lo que se está estudiando es "intentar ver si hay algún punto en el cual en base a las isócronas, el tiempo de respuesta a las llamadas a los pacientes sean los adecuados, ver si podemos buscar alguna sinergia que nos permita reorganizar los SPB y los SAMU". "Pero siempre teniendo en cuenta que como limitación tendremos los tiempos de respuesta adecuados para los pacientes", ha recalcado.

Al respecto, ha aclarado que esta iniciativa no se corresponde a "ningún recurso privatizador puesto que se va hacer de la misma forma que se está haciendo", lo único, ha matizado, es que "se está hablando de la posible reorganización de algún punto en el cual se entienda que pueda existir una sinergia". "Pero desde la misma forma que se está haciendo hasta la fecha", ha insistido.

Comisiones Obreras adelanta los ajustes

La Federación de Sanidad de CCOO en la Comunidad Valenciana ha denunciado por su parte que, precisamente a partir del próximo 1 de marzo, los helicópteros medicalizados de la Consejería de Sanidad dejarán de contar con el equipo sanitario que suele prestar asistencia en ellos.

A esta medida del servicio aéreo, se le añade, según CCOO, la del recorte previsto en el número de ambulancias medicalizadas del SAMU de Paterna, Utiel y Oliva, que pasarán de funcionar 14 horas a hacerlo 12 horas diarias (de 08:00 a 20:00). Asimismo, el sindicato asegura que se eliminarán 5 SVB: Malvarrosa, Gestalgar, Castelló de Rugart, Chiva, Olleria y Navarrés; y un total de ocho unidades pasarán de 24 a 12 horas (Peset, Bétera, Cullera, Tavernes de la Valldigna, Ayora, Mogente, Godella y Picassent).

En cuanto al servicio de ambulancias de la provincia de Alicante, el ajuste afecta a tres bases de 14 horas, las de Alicante, La Vila y Torrevieja. Con este cambio, los horarios de 9 a 23 horas pasan a ser de 9 a 21 horas. En esta provincia todavía se dispone de 14 bases de 24 horas que no se ven afectadas. Las ambulancias de SVB, por su parte y según ha podido saber CCOO, sufrirán una reducción de 38 a 19 unidades.

En la provincia de Castellón con la reestructuración (que se pondrá en funcionamiento el 1 de abril) se produce la retirada de la SAMU en Vilafranca que pasaría a depender del personal del helicóptero, que cuenta con una jornada de 12 horas.  Burriana, Alcora y Vilareal no tendrán soporte vital básico por la noche. Por su parte, el servicio que atendía a las poblaciones de Alcocebre y Vilafranca se ve reducido a un Bravo, es decir, conductor y camillero, y el soporte vital básico estará en San Mateo.