18 nov 2018 | Actualizado: 19:00

Los especialistas, a favor de revisar la cartera sin reducirla

Sociedades científicas y representantes de la industria analizan la primera propuesta ministerial

Lunes, 10 de septiembre de 2012, a las 00:01
Javier Leo / María Márquez. Madrid
El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad daba esta semana un primer atisbo de qué prestaciones pueden quedarse fuera de la cartera de servicios del Sistema Nacional de Salud (SNS). Los tratamientos de reproducción asistida, los cribados, la selección genética, la rehabilitación y los implantes oftalmológicos serán las primeras prestaciones a revisar. Redacción Médica ha querido conocer la primera reacción de los colectivos afectados por estas áreas. Especialistas e industria han coincidido en señalar que están a favor de revisar la cartera de servicios, pero para optimizar y homogeneizar sus contenidos, no para suprimir prestaciones.

La Separ, dispuesta a revisar criterios con el Ministerio

Pilar de Lucas, presidenta
de la Separ.

Desde la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ) se muestran cautos porque como apunta su presidenta, Pilar de Lucas, por ahora no han recibido ninguna llamada desde el Paseo del Prado para colaborar en las citadas medidas. De Lucas asegura que “entiende que el Ministerio esté preocupado por terapias que consumen muchos recursos”, como las incluidas en la oxigenoterapia o la atención a domicilio, y se muestra dispuesta a “revisar criterios” que aseguren la eficacia de los tratamientos así como los niveles de cumplimiento terapéutico. Por otro lado apunta que desde 1999, la administración de estas terapias se rigen por una orden ministerial que cuenta con las normativas tanto de la Separ como de las organizaciones internacionales, como es el caso de la recomendación sobre la “absoluta necesidad” del dispositivo CPAP (Continuous Positive Airway Pressure) para la apnea del sueño.

Por su parte, el coordinador del Área de Asma de esta misma entidad, Antolín López, habla sobre la hipótesis de la eliminación de la vacuna de la gripe para pacientes asmáticos señalando que si bien “no hay eficiencia demostrada en casos de asma general”, sí debe administrarse a mayores de 65 años y asma severa. Al mismo tiempo califica esta posible medida de “torpeza ministerial” porque no cree que el ahorro fuese a ser de gran impacto.

Sanidad llama a la SEGO para revisar los tratamientos ginecológicos

José María Lailla, presidente
de la SEGO.

La Sociedad Española de Ginecología y Obstetricia (SEGO), a través de su presidente, José María Lailla, ha expresado a Redacción Médica su “inquietud” ante el posible “tijeretazo” y ha mostrado su rotundo rechazo a la supresión de los tratamientos de reproducción asistida o las mamografías dentro la cartera de servicios pública. Para Lailla es “necesario revisar la cartera de servicios, cierto, pero para uniformizar su contenido en toda España y optimizar los recursos, no para suprimir prestaciones”.

En este sentido, el presidente de la SEGO ha confirmado que el Ministerio de Sanidad se ha puesto en contacto con ellos para que manden un representante dentro del ‘Grupo de Trabajo relativo a la actualización del catálogo del SNS’. “Esperamos que sea para pactar un protocolo serio y estricto, que mejore la cobertura en reproducción asistida y consiga que los cribados de cáncer de mama sean más eficaces y menos oportunistas”, apunta.

Linde España: “sí” a la revisión de protocolos, “no” a la eliminación de tratamientos

Pablo Domínguez, director de RRII de Linde España.

Pablo Domínguez, director de Relaciones Institucionales de Linde España, apunta que antes de emitir una valoración, “habría que conocer con detalle qué significa excluir” para el Ministerio. Lo dice refiriéndose, por ejemplo, al oxígeno domiciliario relacionado con soportes vitales, casos en los que sería “una barbaridad enorme que se eliminase porque obligarían al ingreso hospitalario y por tanto, provocarían más coste”.

En esta línea también menciona el CPAP (Continuous Positive Airway Pressure) para la apnea del sueño, un dispositivo que “evita” también costes posteriores mayores como el tratamiento de ictus o hipertensión arterial que pueden derivarse de la falta de esta terapia. Como el resto de expertos consultados, Domínguez consideraría positivo “con carácter general, poner foco, ordenar y ver que lo que se hace es eficaz”, aunque resalta que plantear la eliminación de los tratamientos sin este análisis previo “no sería lógico”.

A la espera de una propuesta definitiva

Otras fuentes de la industria relacionadas con la terapia respiratoria domiciliaria prefieren esperar a la propuesta definitiva de Sanidad antes de entrar a valorar una posible modificación en las condiciones de la prestación financiada. En la misma línea se manifiestan desde la Sociedad Española de Reumatología (SER) acerca de la posibilidad de eliminar las artroscopias con lavado auricular para pacientes con artritis de rodilla o los condoprotectores en el tratamiento de artrosis.

Hasta que no se explique exactamente a quién va a afectar, los reumatólogos prefieren no entrar a valorar, al igual que los genetistas. Desde la Sociedad Española de Genética (SEG) prefieren esperar a que se confirme el recorte en las prestaciones de genética, dentro del cual se baraja eliminar el diagnóstico genético preimplantacional, entre otros tratamientos.