Redacción Médica
19 de julio de 2018 | Actualizado: Jueves a las 11:20

Quinta comunidad autónoma que recurre el RD

Tras los recursos de Baleares, Extremadura, Canarias y Cantabria

Martes, 02 de febrero de 2016, a las 15:09
Redacción. Vitoria
El Consejo de Gobierno vasco ha autorizado este martes la interposición de recurso ante el Supremo contra el Real Decreto que regula la dispensación de medicamentos por parte los profesionales de enfermería. El ejecutivo vasco entiende que la norma “contradice la práctica habitual, la coordinación entre profesionales de Medicina y Enfermería, y plantea problemas de seguridad jurídica”.

El consejero de Sanidad vasco, Jon Darpón.

El Gobierno vasco solicita la suspensión cautelar de la norma “porque su aplicación puede acarrear daños de difícil o imposible reparación en Osakidetza”. Además, recuerda que Euskadi tiene competencias propias en el ámbito sanitario, y que el Gobierno central “ha modificado un texto legal pactado sin haberlo negociado con instituciones competentes, ni profesionales del sector”. En este sentido, el Gobierno vasco, cree que el decreto podría ser susceptible de nulidad, dados los “defectos de forma” en los que se ha incurrido.

El País Vasco se suma así a los recursos de Baleares, Extremadura, Canarias y Cantabria, que ya han anunciado a lo largo de las últimas semanas que habían autorizado a sus respectivas abogacías a interponer un recurso ante la sala de lo contencioso-administrativo del Tribunal Supremo con el objeto de tumbar esta ley.

Diagnóstico previo

En relación con los aspectos prácticos del decreto que pueden dificultar la labor de los profesionales sanitarios, el ejecutivo de Vitoria critica el artículo 3.2 de esta norma, que impone el diagnóstico previo de un médico para que los profesionales de la enfermería puedan prescribir medicamentos.

Según el Gobierno vasco, esta “tutela” contradice la práctica pactada y coordinada entre profesionales de la medicina y la enfermería y que ha permitido hasta la fecha que las enfermeras y enfermeros pudieran prescribir ciertos medicamentos, por ejemplo, durante las campañas de vacunación de la gripe”.