Redacción Médica
20 de julio de 2018 | Actualizado: Viernes a las 16:00

Neumomadrid, a favor de regular el cigarrillo electrónico como producto terapéutico

Considera que debería existir la prohibición de su uso en cualquier espacio público cerrado

Martes, 08 de septiembre de 2015, a las 10:50
Redacción. Madrid
La Sociedad Madrileña de Neumología y Cirugía Torácica (Neumomadrid) apoya y se adhiere al posicionamiento de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (Separ) en cuanto a varios aspectos del Proyecto de Real Decreto por el que se regulan la fabricación, presentación y venta de los productos del tabaco y los productos relacionados publicado por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. Entre estas consideraciones, Neumomadrid destaca la necesidad de que la regulación de los cigarrillos electrónicos sea como productos  terapéuticos.

José Ignacio de Granda.

José Ignacio de Granda Orive, coordinador del Grupo de Tabaquismo de Neumomadrid, ha señalado que el real decreto pretende trasponer los postulados de la Directiva 2014/40/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 3 de abril de 2014, relativa a la aproximación de las disposiciones legales, reglamentarias y administrativas de los Estados miembros en materia de fabricación, presentación y venta de los productos del tabaco y los productos relacionados.

De Granda ha destacado la importancia del empaquetado genérico para todos los productos de tabaco. Según ha asegurado, “el empaquetado genérico consigue reducir el consumo de tabaco, y evita el acercamiento de los jóvenes a este producto”.

Según ha recordado Neumomadrid, un documento emitido por el Foro Internacional de Sociedades Respiratorias analiza profundamente la situación actual en el mundo del cigarrillo electrónico y recomienda su regularización como producto terapéutico.

Por otra parte, asegura la sociedad científica, “debería existir la prohibición de su uso en cualquier espacio público cerrado”. “Además, desde un punto de vista de la salud pública, resulta inapropiado que los cigarrillos electrónicos se puedan vender en farmacias y parafarmacias ya que la venta en farmacias sugiere erróneamente que estos productos tienen utilidad sanitaria no habiéndola demostrado hasta el momento actual pues existen dudas bien fundadas sobre la seguridad y efectos sobre la salud de las sustancias químicas presentes en los cigarrillos electrónicos tanto las que contiene el líquido como las que se producen por el calentamiento del mismo y que se vehiculan a través del vapor”, concluye.

ENLACES RELACIONADOS:
Neumomadrid se suma a la OMS contra el comercio ilícito de cigarrillos (29/05/15)