Redacción Médica
23 de septiembre de 2018 | Actualizado: Sábado a las 20:00

Ana Mato y sus ‘diez mandamientos’

Según Núñez Feijóo, el Gobierno “ha blindado la sanidad de la crisis”

Sábado, 01 de febrero de 2014, a las 13:05
Hiedra García Sampedro.
La ministra de Sanidad, Ana Mato, ha desgranado en la Convención del Partido Popular que se celebra en Valladolid los ejes de la política sanitaria del Gobierno, y ha tendido la mano al Partido Socialista con el que se ha mostrado dispuesta a dialogar para crear un pacto sanitario, aunque le ha pedido que “deje de utilizar la sanidad con fines partidistas.”

Ana Mato.

Según ha contado Ana Mato, a su entrada en el ministerio se encontró con una deuda de 96 mil millones de euros y una demora media del pago a las farmacias de más de 500 días. Además, asegura que con el Gobierno de Zapatero no se garantizaba la igualdad en las prestaciones entre las distintas comunidades autónomas. “Una peligrosa deriva a la que había que poner freno”, ha comentado Mato.

Las reformas implantadas hasta ahora tienen el objetivo de crear un sistema “más justo, más solidario, más equitativo y más moderno”, según la ministra de Sanidad, que ha destacado que la máxima de su Gobierno es “no gastar más de lo que se tiene y pagar lo que se debe, es decir, reducir el gasto donde es necesario e invertir en lo imprescindible”. Para ello, se ha destinado el 73 por ciento del pago a proveedores a pagar las facturas de la sanidad y el ahorro de 2.800 millones en farmacia “ha permitido incorporar nuevos medicamentos y tratamientos innovadores”, asegura Mato.

En cuanto a la equidad en el acceso a la sanidad, Ana Mato afirma que dos millones de ciudadanos no pagan ya por sus medicamentos, de los que un millón son parados de larga duración que tenían que pagar antes el 40 por ciento de sus medicamentos. También ha señalado que ahora el pago farmacéutico que aportan los ciudadanos se realiza según la renta de cada uno.

La ministra asegura que con sus reformas se ha conseguido una asistencia gratuita más universal y que se ha introducido a colectivos que antes no tenían derecho a acceder al SNS. Por otra parte, se han tomado medidas para “poner fin al turismo sanitario que nos ha costado mil millones de euros”, subraya Ana Mato.

Ha destacado además la colaboración con las comunidades autónomas que es “imprescindible” para lograr una cohesión en el SNS empezando por el establecimiento de una tarjeta única, el calendario vacunal único o la reordenación de una cartera básica de servicios para todos los españoles.

Otro eje del Gobierno es el impulso a las nuevas tecnologías sanitarias, en el que España “está a la vanguardia”. “Más del 66 por ciento de las recetas son ya electrónicas y 20 millones de españoles tienen historia clínica electrónica”, asegura la ministra.

Pacto

Ana Mato subraya el trabajo realizado con los profesionales médicos y enfermeros y ha recordado que “el pacto está abierto a todo el mundo, sobre todo a los partidos políticos”. Por su parte, el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo ha pedido al PSOE que se siente a negociar porque es posible alcanzar un pacto sanitario.

Núñez Feijóo ha asegurado que el PP “ha blindado el SNS de la crisis”, y que el sistema sanitario español sigue siendo “el mejor” de la Unión Europea. “La sanidad española tiene más futuro hoy que hace dos años”, según el presidente de la Xunta.